El PP acusa al concejal de Cultura de «mancillar una hermosa tradición»

El PP acusa al concejal de Cultura de «mancillar una hermosa tradición»

J. C. A

No te lo perdonaré jamás, 'Rivi', jamás. Oviedo ya tiene su trasunto de aquel 'beef' cabalgatero entre Manuela Carmena y Cayetana Álvarez de Toledo a cuenta de las palabras del concejal de Cultura, Roberto Sánchez Ramos, durante la recepción del gobierno municipal a los Reyes Magos.

Rivi invocó el 'No Pasarán' contra la ultraderecha patria e internacional conminando a «todas las izquierdas transformadoras y sensibles con los problemas sociales» a proponer un frente común frente al neofascismo. Fue su deseo a los magos de Oriente –«los únicos reyes en los que creo», afirmó– a preguntas de los periodistas. Esta vez 'Rivi' ni siquiera quiso incinerar a Franco y repartirlo por 'Glovo'.

Pero al PP le sentó como una traición a la tradición. Belén Fernández Acevedo esgrimió, mediante un comunicado, aquello de que está mal mezclar política y fútbol. Roberto Sánchez Ramos «ha mancillado una hermosa tradición y una fiesta para los niños convirtiéndola en un ridículo mitin político», afirmó la edil que también sostuvo que el concejal ofendió a los niños de Oviedo convirtiendo el desayuno con los reyes en un acto político.

Asimismo, Fernández Acevedo acusó a Sánchez Ramos de convertir en «un desfile ridículo tirado por bueyes lo que era una cabalgata de ilusión» en su afán de «no dejar de hacer el ridículo hasta el último día en el Ayuntamiento». Como deseo, la concejala pidió a los Reyes Magos que orienten el sentido del voto de los ovetenses para que «nos libren de estos personajes que llevan viviendo de la política como garrapatas toda su vida y que creen que gobernar es hacer el payaso en todos los escenarios». Jamás.