Preparativos mateínos bajo la lluvia

Los operarios trabajaron ayer a destajo en la instalación de las casetas del paseo del Bombé. / ALEX PIÑA
Los operarios trabajaron ayer a destajo en la instalación de las casetas del paseo del Bombé. / ALEX PIÑA

El paseo del Bombé se empieza a llenar de casetas y el escenario entra en su fase final | El Campo albergará catorce casetas y la Losa se prepara para el primer concierto protagonizado por Carlos Baute y Marta Sánchez

ROSALÍA AGUDÍNOVIEDO.

Ya falta poco para el inicio de San Mateo. Los responsables de los chiringuitos, las casetas del paseo del Bombé, la pregonera y los ovetenses en general cuentas las horas para el inicio de las fiestas. Los preparativos por toda la ciudad se suceden a pesar de las precipitaciones que se registraron durante toda la jornada de ayer. La estampa era más bien otoñal que de finales del verano, pero los trabajadores aguantaron estoicamente el chaparrón.

La instalación de las catorce casetas hosteleras del paseo del Bombé ya ha comenzado. Los operarios atornillaban ayer bajo la lluvia todas las piezas y también trabajaron a destajo los conductores de la maquinaria pesada para que el viernes todo esté punto. A partir de las ocho de la tarde se servirán los primeros bocadillos acompañados de sus respectivas bebidas.

Desde el Campo de San Francisco también se podía observar ayer una grúa de grandes dimensiones. Gracias a ella se instaló la parte superior del escenario y que por primera vez se ubicará en la Losa. El aparato sorprendió a los vecinos de la zona y quienes llegaron a decir que «vaya cacho instalaciones están montando».

A él se subirán el viernes Marta Sánchez y Carlos Baute y se pondrá en marcha el plan de autoprotección. Su aprobación se realizará hoy en comisión, según informó su redactor, Miguel Romano.

Temas

Oviedo