Los redactores del Bulevar piden aclarar si hay informes negativos sobre el proyecto

Recreación infográfica del proyecto de 'Bosque y Valle' para el bulevar de Santullano. / E. C.
Recreación infográfica del proyecto de 'Bosque y Valle' para el bulevar de Santullano. / E. C.

Bosque y Valle solicita una reunión con el nuevo equipo de gobierno tras las declaraciones del alcalde y sus concejales cuestionando el diseño

JUAN CARLOS ABADOVIEDO.

El primer teniente de alcalde, Nacho Cuesta, afirmó la senmana pasada a preguntas de este medio que del proyecto del Bulevar de Santullano «se ha hablado demasiado». Es muy probable que se hable mucho más. El pasado 31 de julio, la UTE responsable del diseño y ganadora del concurso de ideas para la reordenación de la entrada a la ciudad por la antigua 'Y', Bosque y Valle, remitió una carta al concejal, también responsable de Urbanismo, respondiendo a los pronunciamientos del actual gobierno acerca de la existencia de informes de los servicios municipales negativos sobre el trabajo. En la misiva, firmada por el gerente de la unión temporal, el ingeniero David Gistau, los proyectistas defienden que, «tras haber dado completa respuesta a las alegaciones al citado proyecto emitidas por las diversas áreas competentes del Ayuntamiento, y habiendo entregado la revisión final del mismo» con fecha de 15 de abril «de acuerdo con los requerimientos municipales, no se ha recibido hasta la fecha de hoy ninguno de los informes técnicos a que hace alusión el actual equipo de gobierno del Ayuntamiento a través de la prensa, desconociendo por tanto la existencia de dichos informes y el contenido de los mismos».

En el contenido de la comunicación, a la que ha tenido acceso EL COMERCIO, los responsables del proyecto -el propio Gistau y los arquitectos Miguel Ángel Tejada y Clara Eslava- entienden que han respondido «técnicamente de forma correcta, completa y con la mayor coherencia tanto a las bases del concurso y contenido del pliego, como al proceso natural de diálogo con los diversos interlocutores responsables que representan a la adminsitración a lo largo del trabajo de desarrollo de un proyecto de ejecución a partir de un concurso de ideas».

Lo hacen frente a lo manifestado varias veces por el propio alcalde, Alfredo Canteli, como por miembros del equipo de gobierno como el concejal de Economía, Javier Cuesta, que en una entrevista en estas páginas nada más asumir la cartera, afirmó que «el proyecto del Bulevar de Santullano no cumple con el contrato y habrá que rehacerlo».

Canteli fue más allá y en el pasado Pleno dio carpetazo al proyecto de Bosque y Valle afirmando que «los informes técnicos» apuntan a que el diseño «no es correcto». Días antes, el 26 de julio -la carta de los proyectistas está registrada cinco días después- el regidor se descolgó con la idea de soterrar la autovía frente a San Julián de Los Prados. Aseguró que a los técnicos municipales tampoco les convence la tercera versión del proyecto de Bosque y Valle, porque «no cumple con los requisitos» exigidos en las bases. «Eso es lo que dicen los técnicos y no seré yo quien malmeta en este ámbito», remachó para añadir a continuación que «en absoluto renunciamos» a no perder los 10,3 millones de euros de la Unión Europea que sostienen, en parte, la actuación.

No será este año año. Eliminada la financiación del capítulo de inversiones tras el ajuste que implica el plan económico financiero, el actual equipo de gobierno contemporiza con la actuación.

«A la mayor brevedad»

Y a los diseñadores les comienza a oler a cuerno quemado. Sin tener constancia de los informes negativos, en la carta, Gistau expone que «a la vista de la situación actual que presenta el expediente 2017/040» solicita «mantener una reunión a la mayor brevedad con objeto de establecer una comunicación directa en relación al proyecto de remodelación del Bulevar de San Julián de Los Prados»». Indica, asimismo, que el 9 de julio, ya intentaron mantener un contacto con Urbanismo enviando un correo electrónico al arquitecto municipal director del proyecto. Sin recibir respuesta.

Resulta llamativo. El único informe, favorable y conocido hasta la fecha, acerca del estado del expediente es el que firma el funcionario al que se remiten. En su evaluación, avala la tercera versión del proyecto dando por bueno el trabajo de la UTE y lo remite al resto de áreas afectadas: Alumbrado, Parques y Jardines, Infraestructuras y Contratación. Al margen de algunas cuestiones, considera en ese informe que la nueva versión del trabajo entregada por la UTE Bosque y Valle cumple y el encargo y se ajusta al presupuesto máximo de 18 millones de euros. Tampoco encuentra inconveniente «en la opción planteada por el adjudicatario de desarrollar la propuesta global del concurso de ideas en dos apartados», el proyecto principal, que se ciñe a la superficie planteada en las bases, hasta La Monxina, y el obras de mejora. Este último, un cajón de sastre en el que han acabado partes que el Ayuntamiento sugirió incorporar, principalmente el proyecto para sustituir el enlace del HUCA, pero también trabajos que la administración no previó en el contrato, como la necesidad de desviar el colector Sur para la reordenación.

Una negociación que alargó la entrega del proyecto más de un año desde los primeros problemas planteados por el Consistorio. Por un lado, el Principado exigió mantener los tráficos al HUCA ampliando el ámbito de actuación, por otro, la presión de Ciudadanos y PP en la oposición hizo que el equipo de gobierno recomendara retirar los aparcamientos disuasorios que iban destinados a financiar parte de la actuación que se fue a 51 millones en una primer versión y a cerca de 30 en la segunda, por los 18 que obran en los pliegos.

El informe considera que el anexo de mejoras es una forma válida «para conocer el alcance de la transformación ideada originalmente». «En una primera aproximación» a la documentación presentada, Urbanismo considera que el proyecto es adecuado y «cumple los requisitos administrativos y técnicos» que es «coherente y con criterios uniformes», pero que necesita más definición en el largo plazo y, en especial, en La Vega y el enlace al Hospital.

Frente a todo lo anterior, las declaraciones de los miembros del equipo de gobierno y el desconocimiento por parte de los redactores que tienen un contrato firmado con el Ayuntamiento por más de 544.500 euros.

Más