La Ronda Norte de Oviedo absorberá el 80% de los 54.571 vehículos que circulan por la zona noroeste

Una vista de la rotonda de acceso a Las Campas, La Argañosa, Vallobín y La Florida, junto al hotel Monumental, con el monte Naranco al fondo. / MARIO ROJAS
Una vista de la rotonda de acceso a Las Campas, La Argañosa, Vallobín y La Florida, junto al hotel Monumental, con el monte Naranco al fondo. / MARIO ROJAS

El alcalde, Alfredo Canteli, asegura que la falda del Naranco «ni se va a enterar» porque la infraestructura «no afecta en nada» al monte

ALBERTO ARCEOVIEDO.

La conexión de la AS-63 (Oviedo-La Espina) con la autovía AS-II supondrá un cambio importante para la movilidad ovetense. Si el asfalto aguanta lo que el papel, el trazado propuesto por el Ministerio de Fomento para la construcción de la Ronda Norte de Oviedo, a su paso por la falda del monte Naranco, asumirá el 80% de los 54.571 vehículos que circulan cada día por los principales viales de acceso a los barrios de la zona noroeste de la ciudad. En total, hasta 44.137 viajes que la infraestructura podría ganar cada día a las calles Marcelino Suárez, Nicolás Soria y Ernesto Winter Blanco, que componen las intensidades globales que se comunican diariamente de un lado a otro de la vía del ferrocarril.

De ese modo, desde el Ministerio de Fomento ya expusieron que en una fase de estudio posterior, más pormenorizada, «se recabarán datos que permitan la elaboración de una matriz Origen-Destino y cuantificar así la movilidad en el área y el volumen de tráfico potencialmente captado por la actuación». Y la cifra manejada inicialmente, si bien deja al margen los tráficos de la carretera AS-371 y del puente de La Florida al tratarse de accesos secundarios de las anteriores, ayudaría a desatascar de la circulación en algunas de las zonas más castigadas de la capital asturiana y acercaría el paso a través del nuevo acceso norte, por ejemplo, al de la Avenida de Santander, que soporta 41.325 vehículos al día. Un reajuste al paradigma vigente.

Por su parte, el alcalde, Alfredo Canteli, volvió a defender ayer la propuesta planteada por el Ministerio de Fomento de ubicar la infraestructura en la falda del monte Naranco, tal y como desveló este diario el pasado domingo. «A ver si arranca, por lo menos se está moviendo», dijo. Y es que, tal y como ha venido sosteniendo en los últimos meses, y tras mantener una reunión con el presidente del Principado, Adrián Barbón, la semana pasada, manifestó que ese «es el mejor trazado» y que «no hay otro». La idea de construir un túnel ya no solo es factible, según el documento informativo de TRN Trayet, sino que es la opción que más gusta a los populares. «No afecta al Naranco para nada, es más, el monte ni se entera», aseguró.

De hecho, prosiguió el primer edil, es un asunto que «hay que resolver de una vez por todas». Oviedo «debe de ser la única ciudad de España que no la tiene, y eso no puede ser». Por eso, «vamos a apostar por lo que dijo el ministerio, que al final es quien lo tiene que pagar», argumentó. Las obras serán asumidas por el Gobierno nacional después de que la Consejería de Infraestructuras y el Ministerio de Fomento firmasen durante el pasado mes de marzo un convenio de actuación para mejorar la conectividad entre la red de carreteras del Estado y la red autonómica en la zona central de Asturias.

Asimismo, el regidor también cuestionó las protestas formadas en torno a la posible construcción del enlace de la AS-63 con la AS-II. «Lo están haciendo todas las ciudades», enfatizó. «Posiblemente haya colectivos que consideren que es una agresión al monte, pero este no se entera, al igual que no te enteras de que Serrano, en Madrid, está sobre un aparcamiento subterráneo. Protestó mucho la gente, pero hoy día se ha olvidado todo el mundo porque tienen dónde aparcar», sentenció.

De ese modo, el análisis de corredores previo a la ejecución del proyecto no da lugar a equívocos. De los tres subtramos planteados para albergar la infraestructura ('A-63 y N-634 con Monte Alto', 'Central' y 'Prados de la Fuente con AS-II') el trazado incluido que más gusta es el denominado 'Subcorredor Exterior', que discurre por la falda del monte Naranco, al sur del Centro Asturiano, y del conjunto prerrománico de San Miguel de Lillo y Santa María del Naranco, al considerar que en este punto los perjuicios medioambientales, culturales y territoriales serían previsiblemente menores durante las labores de construcción.

No obstante, en ese sentido, el apartado físico sería el más castigado durante las obras. Es decir, la orografía y pendientes, la geomorfología, la hidrología y la geología de la zona serían las partes peor paradas. El estudio no contempla por el momento las medidas protectoras y correctoras posteriores ni su previsible coste.

Madrid muestra sus cartas

El acceso norte a Oviedo también ha marcado la agenda nacional. Durante la reunión de ayer entre el ministro de Fomento en funciones, José Luis Ábalos; y el presidente del Principado, Adrián Barbón, Ábalos avanzó que el Gobierno de España ya ha dado traslado al Ministerio de Transición Ecológica el documento inicial para la determinación del alcance del estudio de impacto ambiental del estudio informativo de la Ronda Norte.

Además, también adelantó que «en los próximos días» se procederá a la adjudicación de las obras en el paso inferior bajo las vías del ferrocarril en la calle Nicolás Soria, licitadas por ADIF por 3,9 millones de euros y con un plazo de ejecución de doce meses.