Santa Bárbara inicia la restauración de la fachada de su fábrica de Trubia

Una anciana camina por delante de la fábrica de armas de Trubia. / MARIO ROJAS
Una anciana camina por delante de la fábrica de armas de Trubia. / MARIO ROJAS

La portada del edificio, incluido en el Inventario de Patrimonio de Asturias, presenta humedades, maleza y deficiencias en la pintura

SUSANA NEIRA OVIEDO.

Con humedades, cables a la vista, la pintura desconchada y maleza. Así se encuentra la fachada de la fábrica de armas de Trubia, del siglo XVIII y la única en activo en Asturias. Un mal estado al que le queda poco tiempo: la empresa Santa Bárbara Sistemas, que gestiona las instalaciones estatales, ha iniciado ya los trabajos precios para su rehabilitación con el fin de solucionar las deficiencias en la conservación de un edificio incluido en el Inventario de Patrimonio Cultural de Asturias.

Los trabajos permitirán mejorar la primera impresión de este complejo industrial construido por diversas edificaciones a partir de 1794, cuando se adoptó la decisión de alejar de la frontera francesa las plantas para suministrar de material bélico al Ejército y la Real Armada. Tras una primera nave dedicada a taller, se levantó un amplio conjunto industrial y residencial, el más extenso y mejor conservado de Asturias, con escuela de aprendices, viviendas para militares y aprendices, casino, escuelas, el mercado cubierto, el economato....

La fachada, de inspiración neogoticista, está compuesta por una estructura alargada de dos plantas, y un cuerpo central elevado. Esta parte principal, donde se sitúa la entrada, cuenta con un piso más. El paso del tiempo ha hecho mella. También su ubicación.

La empresa ha encargado un informe y se han detectado numerosas patologías: humedades agravadas por las salpicaduras de los vehículos que pasan por la paralela AS-228, el deterioro de la carpintería y los elementos de cerrajería, el musgo, la caída de la pintura, que en ocasiones deja visible el ladrillo, y la presencia de cables colgado. El elevado coste impide su soterramiento, pero se retirarán los que no se utilizan y se ordenarán de manera más armónica los necesarios.

Las medidas incluyen también la limpieza de la acera y la reconstrucción de una parte, la impermeabilización y la aplicación de un motero de cal, elegido en lugar del acabado de pintura. La actuación se completará con la renovación de los portones y los elementos de madera de las ventanas, la limpieza de las lámparas y farolas, y la renovación de focos por otros de ahorro energético.

Mientras tanto, sigue la actividad en el interior. Los obreros trabajan en la actualidad en la fabricación de los vehículos para el Gobierno británico -un pedido de 589 barcazas para el blindado AJAX para General Dynamics UK, de las que la fábrica trubieca construirá 400-y en la producción de 36 Vehículos de Combate de Zapadores (VCZ) pendientes de la segunda fase del Pizarro, que incluirá 117 unidades. Además, Santa Bárbara diseña los prototipos para el vehículo 8x8 para el Ministerio de Defensa español, cuyo último plazo de entrada anunciado es noviembre. A partir de ahí, se espera la licitación del contrato para la fabricación de las barcazas de estos blindados.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos