Suspendido el juicio por el que un hombre se enfrenta a doce años de prisión por estafa

Juzgados de Oviedo. /MARIO ROJAS.
Juzgados de Oviedo. / MARIO ROJAS.

El acusado no se presentó al estar enfermo

ROSALÍA AGUDÍN

El juicio contra el agente de seguros acusado de estafar 200.000 euros a clientes y familiares entre 2009 y 2013 no se ha celebrado esta mañana. El hombre entregó un justificante ante médico en el que se señalaba que está enfermo y ahora la vista está pendiente de fecharse de nuevo, según apuntaron fuentes judiciales.

La Fiscalía pide para el acusado doce años y nueve meses de prisión por un presunto delito continuado de estafa o subsidiariamente de apropiación indebida, cuya madeja comenzó a tejer en 2009 cuando el procesado instó a una amiga con una minusvalía a contratar a través de él una póliza de seguro de 24.000 euros y 23.500 euros en rescates parciales, según recoge el escrito del ministerio público.

La afectada abonó las cantidades, pero el acusado no formalizó la póliza y cuando le pidió el dinero no se lo dio, alegando que lo había invertido en una sociedad. Otras dos personas concertaron con el procesado numerosas pólizas y cuando les aconsejó que cancelaran algunas, realizaron los rescates parciales y le entregaron 8.600 euros para contratar una póliza universal.

El acusado llegó a estafar a su propia familia. Así Fiscalía recoge que dos familiares también suscribieron pólizas de seguro de vida con una prima de 90.000 euros cada uno. Llegó a abrir dos cuentas corrientes en las que figuraban como titulares sus familiares y él mismo y simuló su firma en el rescate de las pólizas.

Síguenos en:

Temas

Oviedo