Taboada insiste en pedir «usos temporales» para La Vega tras «el acierto» de la 'Fábrica Scorsese'

Taboada insiste en pedir «usos temporales» para La Vega tras «el acierto» de la 'Fábrica Scorsese'
Un coloquio sobre la relación del cine de Scorsese y la música, celebrado en La Vega / MARIO ROJAS

Felicita a la Fundación Princesa por las actividades y señala que «este es un proyecto de ciudad no un tema partidista»

GONZALO DÍAZ-RUBÍN OVIEDO.

A Ana Taboada le preguntaron ayer, como desde hace tres años, que dónde estaría el día de la ceremonia de entrega de los Premios Princesa de Asturias. La líder de Somos Oviedo respondió, esquivando la polémica, que en el mismo sitio que siempre, pero elogiando a la Fundación por «el acierto» y «el éxito» de la 'Fabrica Scorsese' -la programación en torno al cineasta montada en el recinto de la fábrica de La Vega-, por «demostrar que son posibles usos masivos» en la antigua factoría armamentística. Lo que le sirvió de nuevo ayer para urgir «usos temporales» para este espacio. No se los pidió a nadie en concreto, pero hablaba para el alcalde. «Ha pasado agosto y estamos a mediados de octubre», afirmó en referencia a la respuesta de Wenceslao López -«no están paradas, es agosto»- a la oposición durante un Pleno, después de que Somos Oviedo afirmase que las negociaciones con el Ministerio de Defensa estaban paralizadas. Ha pasado agosto, ha llegado octubre «y hay que avanzar en esos usos temporales», insistió la edil, que también matizó las posiciones de su grupo en la reunión del lunes entre los tres socios para fijar las prioridades del final de mandato.

Somos planteó una serie de demandas o prioridades en el encuentro, entre ellas una reunión de los tres grupos con la ministra del ramo, Margarita Robles. Ayer Taboada recalcó que no se trata de líneas rojas y que «si Wenceslao (López) considera que nuestra presencia ayuda a conseguir el objetivo», ahí estarán, pero si «considera que no, estupendo; para nosotros no es un tema partidista, es un tema de ciudad y lo importante es que se avance».

Negociaciones

Lo cierto es que, desde el cambio en el Gobierno central, los avances en las negociaciones entre el Ayuntamiento y el Estado parecen haberse frenado. Defensa entregó al alcalde un informe patrimonial sobre los edificios y el borrador de protocolo, propuesto por el alcalde, ha viajado varias veces en ambos sentidos entre la Castellana y Oviedo sin que hayan trascendido ni encuentros ni desencuentros especiales. El silencio del primer edil ha contribuido a enrarecer el ambiente entre los socios de gobierno.

En parte porque el acuerdo parecía muy cercano. Defensa, aún con la popular María Dolores de Cospedal al frente y como adelantó en exclusiva este diario, llegó a poner precio a La Vega en enero. En una reunión, a la que acudieron -en furgoneta y en medio de un temporal de nieve- el alcalde, Wenceslao López, y las tres portavoces de los grupos de gobierno -Ana Rivas, Ana Taboada y Cristina Pontón- y el secretario, el Ministerio tasó sus derechos: 32 millones de euros. Lo hizo valorándolos como suelo industrial y con la edificabilidad actual y, además, se abrió a negociar la cifra en función del mal estado de los edificios u otras consideraciones.

De hecho, los algo más de 32 millones de euros puestos sobre la mesa eran una ganga. El anterior equipo de gobierno negoció una solución en la que Defensa obtenía a cambio de La Vega la recalificación de los suelos más próximos a Ángel Cañedo para viviendas. En total, cerca de 50.000 metros construibles, unos 500 pisos que, según las valoraciones habituales, hubieran rendido para el ministerio cerca de 50 millones de euros.

Suelos y dueños

Con la fábrica tan cerca (o lejos, 32 millones son muchos millones aunque se paguen con suelos), el Ayuntamiento centró sus esfuerzos en demostrar a Defensa su derecho de propiedad sobre parte de los terrenos, un total de cerca de 15.000 metros cuadrados, según el alcalde, de los casi 123.000 del recinto. Después, en negociar un protocolo para fijar las fases de la negociación. Y ahí se está.

Taboada insistió en que la apertura del recinto para distintas actividades culturales, de la Noche Blanca o ahora de la Fundación Princesa, han permitido que muchos más ciudadanos conozcan «el potencial para dinamizar la ciudad» que tendría La Vega y que, por eso, es prioritaria para Somos la consecución de esos usos temporales.

No es la única demanda de su grupo. Somos también quiere priorizar las obras del Bulevar de Santullano y la recuperación del la antigua ciudad sanitaria de El Cristo y «abrir a la ciudadanía» los terrenos del spa de Ciudad Naranco. Recordó que «llevamos un año sin jefe de Urbanismo», como ejemplo de las carencias de personal y en reclamar una sala de exposiciones, que «es una reivindicación histórica».

Síguenos en:

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos