El TSJA revisa la sentencia absolutoria del único acusado en el crimen de Salesas

José Luis Díaz. / LORENZANA
José Luis Díaz. / LORENZANA

Un jurado popular declaró a José Luis Díaz «no culpable» del asesinato de 'Lolín', que apareció apuñalado en un cuarto de basuras

P. A.OVIEDO.

José Manuel Vázquez, 'Lolín', apareció asesinado a puñaladas en el cuarto de basuras del edificio en el que vivía, el número 8 de la plaza Primo de Rivera. Sucedió el 27 de junio de 2017.

Por el crimen fue detenido otro hombre, José Luis Díaz, amigo de la víctima. Permaneció un año y ocho meses en prisión preventiva hasta que se celebró el juicio.

Un jurado popular le declaró «no culpable» del asesinato porque las pruebas indiciarias en las que se basó la acusación pública y la particular no eran lo suficientemente sólidas. Lo hizo por mayoría de votos: siete frente a dos. Citó, por ejemplo, que los supuestos celos que podía sentir hacia la víctima, que convivía con su expareja, no quedaron probados. Tampoco se encontró ADN de José Luis en la escena del crimen, ni restos biológicos de la víctima en las ropas que portaba el acusado aquella fatídica noche. El jurado, además, halló contradictoria la declaración de una de las testigos que incriminaba al acusado.

José Luis se enfrentaba a 25 años de cárcel, pero tras seis horas de deliberación, el veredicto fue de no culpabilidad, sobre el que se dictó una condena absolutoria.

En una entrevista concedida a EL COMERCIO, cuando llevaba tan solo cinco días en libertad, José Luis aseguró: «Me detuvieron por yonqui, sé que no soy un santo pero no soy un asesino». También confió en que el autor del crimen de 'Lolín' acabe cometiendo un error y sea descubierto.

Hoy, a las diez y media, la Sala Civil y Penal del Tribunal Superior de Justicia de Asturias, presidida por Ignacio Vidau, celebra la vista del recurso de apelación a esta sentencia absolutoria de la Audiencia Provincial. La familia de 'Lolín' no estaba de acuerdo con ello, y sigue peleando en los tribunales.