«Si la fiscalía investiga a fondo el 'caso Villa' tendremos sorpresas y escándalos mayúsculos»

José Vía, de USO, esta semana en Gijón. /
José Vía, de USO, esta semana en Gijón.

Secretario de Acción Sindical de la Federación de Industria de USO

ANA MORIYÓN GIJÓN.

El secretario de Acción Sindical de la Federación de Industria de USO, José Vía (Santander, 1952), denunció públicamente en 2012 el uso fraudulento de los fondos mineros para la formación por parte de los sindicatos mayoritarios. Ahora, tras conocerse la fortuna oculta de quien fuera secretario general del SOMA-Fitag-UGT durante 35 años, exige una investigación a fondo para depurar responsabilidades más allá de la persona de José Ángel Fernández Villa.

¿Le sorprende que Villa tuviera escondida una fortuna de 1,4 millones de euros?

Me sorprende la manera en la que ha salido a la luz, pero no el nivel de corrupción, ya que USO ya denunció en su día lo que estaba ocurriendo con los fondos de formación y el propio Tribunal de Cuentas alertó en 2012 de las irregularidades que se estaban cometiendo. Ahora parece que el 'caso Villa' rompe los esquemas de mucha gente, pero a nosotros no nos sorprende.

Usted asegura que, incluso, fue testigo en su día de algunas declaraciones que le hicieron sospechar.

A partir de 2012, cuando USO se incorporó a la mesa de negociación del carbón, empezamos a ser testigos de algunas situaciones que nos llamaron la atención y escuchamos manifestaciones de las que no dábamos crédito. Por ejemplo, cuando se redujeron los fondos para la minería, desde USO planteamos que, siendo la decisión del Estado irrefutable, ese poco dinero que había debía destinarse a la producción en lugar de a la fundación que gestionaba los cursos de formación (Fundesfor). Villa se levantó de la mesa y nos llamó de todo pero Victorino Alonso le dijo que, por primera vez, estaba de acuerdo con nuestro planteamiento. Eso indignó aún más a Villa, que comenzó a gritar al empresario que cómo era posible que les hiciera eso, que siempre le habían apoyado en todo. Victorino le contestó: «Pero bien que os lo he pagado». Se hizo un silencio sepulcral y Villa se marchó. Pero aquel no fue el único caso.

¿Qué otros recuerda?

En otra reunión de la mesa de negociación del carbón, Miguel Benítez, quien fuera gerente del Instituto de la Minería del Carbón, se retrasó. Un representante del SOMA empezó a criticar la poca seriedad que demostraba tener el representante del Ministerio de Economía, pero el gerente le calló la boca diciéndole que venía precisamente del Tribunal de Cuentas de ver si podía evitar que les obligaran a devolver todo el dinero de formación «que vosotros sabréis en qué os lo habéis gastado».

¿Cómo explica que, si el Tribunal de Cuentas ya detectó irregularidades en 2012, no se investigase nada hasta ahora?

Ésa es la gran pregunta que todos nos hacemos, por qué la administración, los partidos políticos y buena parte de la sociedad ha mirado para otro lado durante todo este tiempo. Nosotros ya lo dijimos públicamente y no se nos quiso escuchar. El poder político y sindical que han tenido PSOE y SOMA ha sido tanto y durante tantos años en Asturias que se convirtió un poco en un régimen, similar al de los Pujol. Desde USO queremos que se depure el sistema y se regenere para acabar con ese modelo de bisindicalismo y bipartidismo caducado porque está absolutamente corrupto y resulta nauseabundo lo que un día sí y otro también sale en los medios.

¿Cómo cambiarlo?

En el caso de los sindicatos hay que empezar por cambiar la ley orgánica de libertad sindical, que es la que da los privilegios a los mal llamados sindicatos más representativos. CC OO y UGT han vivido más de los recursos públicos que de las cuotas de sus propios afiliados y esto ha quedado en evidencia cuando el gobierno ha empezado a recortar gastos con la crisis y los sindicatos han empezado a aplicar EREs y a despedir a trabajadores con la reforma laboral que primero criticaron. El 85% de nuestro sindicato se financia con recursos propios y eso nos da libertad para coger la bandera de la regeneración y de la decencia.

Ya se han reunido con UPyD para hablar del 'caso Villa' y plantean hacerlo con el resto de las formaciones políticas, excepto con el PSOE. ¿A qué se debe esa decisión?

Poco tenemos que hablar con el PSOE cuando ha tenido una reunión con el SOMA para cerrar filas sobre este tema. Eso no quita para que saludemos la rapidez tanto por una parte como por otra para expulsar a Villa, pero no aceptamos que cojan como chivo expiatorio y responsable único a una persona mayor con problemas de salud. Todas las corruptelas no las hizo Villa en soledad.

De hecho, ustedes reclaman a la fiscalía que llame a declarar a toda la comisión ejecutiva del SOMA. ¿Creen que hay más personas implicadas?

En UGT había muchos que conocían lo que estaba ocurriendo y no hicieron nada y ahora se hacen los extraños. Tienen que saber mucho y comparten responsabilidades, bien por acción o por omisión. Es una auténtica hipocresía que quienes se estuvieron beneficiando de las gestiones de Villa ahora digan que esto no va con ellos.

El propio presidente del Principado ya habló de posibles 'colaboradores'...

Y tiene toda la razón del mundo. Pero si quiere encontrar a los colaboradores que empiece por buscar no muy lejos, sino en su entorno, porque en el propio Consejo de Gobierno se sienta más de una persona vinculada al SOMA que se ha jactado de decirlo públicamente. Entre ellos, Graciano Torre, que tenía la obligación de controlar los fondos mineros, y el director general de Minas, Isaac Pola, que ha estado defendiendo continuamente las posiciones del SOMA.

¿Qué espera de la investigación por parte de la Fiscalía?

Creemos que el escándalo y el nivel de corrupción sindical y empresarial en el tema de los fondos mineros es de tal calibre que si la fiscalía investiga a fondo tendremos sorpresas y escándalos mayúsculos. Sabemos que el volumen de dinero que se ha gestionado con los fondos mineros ha sido tanto y ha tenido tan poca visibilidad, porque las cuencas siguen sin actividad económica y no se han creado empleos alternativos, que está claro que se ha hecho una malísima gestión de los mismos. El problema es que nos tememos que ha habido además una mala utilización del dinero público y que en muchos casos se ha destinado a fines distintos a los que estaba dirigido. Y eso es un delito.

¿Servirá la comisión de investigación para esclarecer algo?

Nos parece positivo que se cree porque seguro que alguna luz aportará. Pero está el handicap de que estamos a las puertas de unas las elecciones regionales y habrá muchos intereses en tapar todo lo que pueda salir de ahí.

Ustedes han solicitado que se investigue la financiación de la fiesta de Rodiezmo y las posibles aportaciones por parte de Hunosa.

Tenemos sobradas sospechas de que Hunosa ha estado financiando durante muchos años esta fiesta y, ese dinero, podría ser incluso parte de la fortuna de Villa. Queremos que el SOMA muestre los gastos e ingresos de esa fiesta y que se investigue si Hunosa la financió. Sería escandaloso que una empresa pública, en pérdidas, hubiera colaborado con la organización de este festejo. Si esto se confirma USO pedirá que se devuelva todo el dinero.

¿Han recibido presiones por estas afirmaciones?

Estamos sufriendo presiones y amenazas. Sabemos que lo que estamos denunciando puede ser muy incómodo para determinadas personas pero no nos van a callar. Además, también hemos recibido muchos apoyos incluso por parte de militantes de CC OO y UGT que nos están diciendo que ya era hora de que alguien dijera lo que está pasando.

 

Fotos

Vídeos