La incertidumbre marca las candidaturas electorales en Asturias

La incertidumbre marca las candidaturas electorales en Asturias

La irrupción de Podemos y la posible entrada de Ciudadanos condicionan unos comicios de los que espera un parlamento fragmentado

JOSÉ LUIS GONZÁLEZGijón

Incertidumbre. Esa podría ser la palabra que define el panorama que se abre ante las elecciones autonómicas del próximo 24 de mayo en Asturias. Si en 2011 la entrada de Foro y UPyD supusieron un gran cambio en el arco parlamentario regional, para este 2015 la revolución se espera aún mayor. Mientras la marea de Podemos amenaza con erosionar con dureza a los partidos tradicionales y la incógnita de Ciudadanos puede convertirse en sorpresa, por lo visto en Andalucía, los partidos que ya cuentan con representación blindan las primeras posiciones de la lista para aquellos aspirantes a parlamentarios que forman el núcleo duro de su candidato.

Los diferentes partidos con posibilidad de contar con representación en el parlamento regional llegan en diferentes condiciones a estas elecciones, unos comicios que pueden suponer un importante vuelco del reparto de fuerzas en la Junta del Principado.

El PSOE confía en su hombre fuerte

El PSOE llega al 24-M mostrando unidad interna y continuismo. Tras elegir a Javier Fernández por aclamación, llegó una lista en la que figuran en posiciones destacadas personas de la confianza del Presidente del Principado y secretario general de la FSA. Nombres como los de Fernando Lastra, Dolores Carcedo o Jesús Gutiérrez copan las primeras posiciones.

Los socialistas asturianos, tras los malos augurios que muchos hicieron contra ellos por la llegada de Podemos, confían en que la situación en Asturias sea similar a la de Andalucía, donde el partido que lidera Susana Díaz fue capaz de contener la embestida de la agrupación de Pablo Iglesias para mantenerse con el mismo número de diputados. La incógnita estará en saber si el PSOE es tan fuerte en Asturias como ha demostrado serlo en la comunidad que, desde la vuelta de la democracia, ha sido su gran granero de votos. Supuestas encuestas internas avalarían que los socialistas serían la lista más votada.

El PP lanza un mensaje de optimismo

Mercedes Fernández, la presidenta del PP en Asturias y candidata a la Presidencia del Principado, lleva semanas repitiendo que su partido será el más votado en las próximas elecciones. Encuestas internas avalarían esta tesis para un partido que dispone de una lista en la que hasta ahora solo hay un nombre, el de la persona que saldrá en el número uno. No obstante, todo parece indicar que Mercedes Fernández mantendrá en los puestos altos a personas de su confianza. Habrá nuevas incorporaciones y mantendremos a gente que ha trabajado muy bien, señaló la presidenta.

Una de las bazas sobre las que llevan tiempo trabajando es la de intentar desgastar a Foro, que, en 2011, le arrancó un buen número de diputados en unos comicios donde todo indicaba que el PP debía ganar por goleada. No fue así. El partido de Cascos logró una amplia ventaja sobre los populares y ahora, desde las filas del PP, se espera que buena parte de esos votos que se fueron con su antiguo secretario general vuelvan a ser para ellos.

Otra incógnita, que no se desvelará hasta después de las elecciones, es el tipo de relación que mantendrán el PP y el PSOE. Durante los últimos años los acuerdos entre ambas formaciones se han ido intensificando, tanto en la Junta General como en diferentes ayuntamientos, en lo que otros partidos consideran una forma de entrenarse para un acuerdo más importante después de las elecciones. El acuerdo para aprobar los presupuestos de 2015 fue el punto culminante de una relación que desde diversas formaciones creen que tendrá más recorrido aún en los próximos años. No obstante, ninguno de los dos partidos aclarará nada hasta que no lo hagan las urnas.

IU apuesta por su cara más conocida

El momento social que vive España debería ser el mejor caldo de cultivo para Izquierda Unida ante una cita electoral como la del 24-M. Pero la irrupción de Podemos y los continuos enfrentamientos en el seno de una organización que siempre tiene algún fuego que apagar, parecen alejarles del crecimiento en votos que se podría esperar.

En Asturias la organización puede presumir de mantenerse en mejores condiciones que, por ejemplo, Madrid. Pero no es menos cierto que su coordinador en Asturias, Manuel González Orviz, tuvo que enfrentarse en primarias a Gaspar Llamazares, que resultó elegido candidato a la presidencia y que obtuvo el apoyo del grupo parlamentario, una muestra más de la eterna división del partido. A pesar de la derrota, Orviz ha tratado de poner buena cara y no ha parado de lanzar mensajes de unidad y apoyo a la candidatura que encabeza Llamazares.

Su situación en Asturias, tras el crecimiento de las elecciones europeas, no es tan claro para estos comicios. IU apuesta por desarrollar unas políticas que siempre han llevado por bandera y lo hacen además con una estructura que tiene experiencia en instituciones y gobiernos. No obstante, parte de su electorado puede haber encontrado en Podemos una fuerza nueva en la que confiar, un fenómeno que ya se ha visto en las elecciones andaluzas y que desde IU esperan no se repita en Asturias.

La renovación llega a Foro Asturias

En una jugada que pocos esperaban, Foro Asturias se ha subido al carro de la renovación y lo ha hecho por medio de Francisco Álvarez-Cascos, su fundador y presidente hasta hace apenas unas semanas. Cascos decidió que era el momento de dejar de ser la cara visible del partido y abrió un proceso en el que Cristina Coto salió elegida como candidata y presidenta de la formación. Con la idea de que la renovación no llegase solo desde Podemos, el partido ha cambiado de piel, pero se espera que Cascos, que mantiene el cargo de secretario general del partido, ocupe un puesto de salida en la lista autonómica.

El partido mantiene sus señas de identidad y espera retener los votos que consiguió quitarle al PP hace ya cuatro años para consolidarse en Asturias, ya sin su fundador a la cabeza, y poder volver a gobernar.

La crisis interna puede lastrar a UPyD

UPyD acude a las elecciones con graves problemas internos. Los malos resultados en Andalucía, donde no lograron un solo escaño, precipitaron la petición de responsabilidades a la dirección, abriendo una crisis en la que su presidenta y fundadora, Rosa Díez, se está defendiendo de los ataques para que abandone su cargo. Dentro de esta lucha se encuentra su único diputado en Asturias y la persona que, previsiblemente, repetirá como candidato: Ignacio Prendes. El abogado asturiano es uno de los muchos críticos que desean la salida de Díez de la dirección del partido. Una batalla que amenaza con lastrar los resultados de la formación tanto en las autonómicas como en las municipales.

Ciudadanos, el partido de moda, una incógnita en Asturias

Ciudadanos puede considerarse, tras las elecciones andaluzas, como el partido de moda. La formación que lidera Albert Rivera cosechó un magnífico resultado en Andalucía, lo que ha catapultado sus expectativas en todo el país. Con su posible acuerdo con UPyD aún en el aire, la formación busca aún un candidato en Asturias, tras la renuncia de Francisco Gambarte a finales del pasado mes de enero.

Podemos, la gran marea que amenaza con barrerlo todo

Emilio León será finalmente el candidato de Podemos a la presidencia del Principado. El partido que amenaza con barrerlo todo sostiene que Asturias es uno de sus principales caladeros de votos en España y aspira a convertirse en partido de Gobierno a costa del PSOE, al que considera su gran rival en estas elecciones. En Podemos, donde esta misma semana se llevaron a cabo las votaciones para elegir la candidatura, sus dos rostros más conocidos ocupan los puestos 1 y 3 de la lista. Si Emilio León, candidato oficial del partido, es el primero de esta relación, Daniel Ripa, secretario general en Asturias, ocupa el número tres.

El auge de este partido hace esperar un gran resultado en Asturias, donde el partido parece contar con una estructura ms elaborada de la que disponían en Andalucía. No obstante, los resultados de la formación en las elecciones andaluzas han restado algo de empuje a Podemos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos