Carmena descarta un «tamayazo» y Colau gobernará en Barcelona con el apoyo de ERC

Manuela Carmena junto a Antonio Miguel Carmona./
Manuela Carmena junto a Antonio Miguel Carmona.

La candidata de Ahora Madrid y el líder socialista Antonio Carmona exhiben su sintonía personal y política durante la presentación del acuerdo que convertirá a la primera en alcaldesa de Madrid

ANDER AZPIROZMadrid

Manuela Carmena y Antonio Carmona han exhibido hoy la sintonía política y personal por la que la primera se convertirá mañana en alcaldesa de Madrid con el apoyo de los nueve concejales socialistas.

más información

Los líderes de Ahora Madrid y el PSOE han comparecido juntos para informar sobre las bases del acuerdo que han alcanzado tras dos semanas de negociaciones. Se trata sólo de un primer paso que se circunscribe a la investidura de Carmena, han explicado. No obstante, ambos se han mostrado convencidos de que podrán mantener una intensa colaboración a lo largo de la legislatura. Se hace camino al andar, ha afirmado Carmona, que no ha rechazado la posibilidad de que concejales socialistas se sumen al equipo de gobierno en un futuro.

Tanto Manuela Carmena como Antonio Miguel Carmona se mostraron seguros de que no habrá sorpresas en la votación de mañana pese a que esta es de carácter secreta. "El riesgo de 'Tamayazo' no existe", ha asegurado Carmena.

De momento, el ejecutivo municipal estará integrado sólo por miembros de Ahora Podemos. En cualquier caso, una de las condiciones que ha impuesto el PSOE en la negociación ha sido la de devolver al pleno competencias que Alberto Ruiz Gallardón traspasó a la Junta de Gobierno durante su etapa de alcalde. Esta medida redoblará la capacidad de influencia de los ediles socialistas, cuyos votos necesitará Carmena para sacar adelante sus propuestas. En cualquier caso la futura alcaldesa ha señalado la intención de tender puentes con Ciudadanos, presente en el Consistorio de la capital con 7 ediles.

Sobre los puntos acordados con el PSOE, Carmena ha señalado que se ha pactado sólo sobre los puntos de coincidencia de ambos programas electorales, que son muchos, ha resaltado. Por su parte, Carmona ha añadido que la investidura de la exjuez "es un acuerdo desde el rigor y la seriedad de dos fuerzas de progreso. En el entendimiento personal no sólo coincidimos en casi todas las letras del apellido sino intelectualmente y personalmente, ha concluido el socialista.

Barcelona

Ada Colau será investida mañana alcaldesa de Barcelona con los votos de ERC y uno de los tres concejales que tiene la CUP. Barcelona en Comú y Esquerra han presentado esta mañana el acuerdo suscrito, que se limita a la investidura. La intención de Colau es arrancar el mandato gobernando en solitario, con los 10 (sobre 41) concejales que obtuvo el 24-M, y si es posible, a partir del 27-S explorar la entrada de ERC al gobierno municipal o plantear alguna otra fórmula que dé estabilidad al ejecutivo local.

El PSC también está en conversaciones, pero de momento no ha confirmado si apoyará la investidura, aunque el candidato Jaume Collboni se ha ofrecido diversas veces para entrar al Gobierno. Colau, en cuaquier caso, ha sido dura con los socialistas. Barcelona en Comú quiere cambiar las formas de hacer política y el PSC es un partido que lleva décadas gobernando y ha tenido casos de corrupción, ha señalado.

Queremos dar un voto de confianza, no es un pacto, ni hay contrapartidas. Hay una complicidad y una aproximación sobre lo que necesita la ciudad: progreso social, creación de empleo, igualdad social y reforzar el rol de Cataluña como capital de Cataluña. Creemos en la estabilidad y gobernabilidad, ha asegurado el candidato de ERC, Alfred Bosch.

Ada Colau ha adelantado el que será su nucleo duro en el poder municipal: Gerardo Pisarello (área de Económia y Hacienda), Laia Ortiz (derechos sociales y lucha contra la desigualdad), Jaume Asens (transparencia y democracia) y Janet Sanz ( medio ambiente, movilidad y urbanismo). Seguridad dependerá directamente de alcaldía y el delegado de este departamento será Amadeu Recasens, que fue director de la escuela de Policía de Cataluña.

Colau ha señalado que a su juicio se han disipado algunos de los temores que exitían en sectores económicos y de la Policía municipal en relación a su llegada a la alcaldía. Y sobre el hecho de que en Madrid también vaya a haber una alcaldesa de la izquierda alternativa, lo ha calificado de maravilloso. Es un gran motivo de alegría que el proceso de cambio y profundización democrática que estamos viviendo en Barcelona se dé en el resto del Estado para dignificar las instituciones y ponerlas al servicio de la gente, ha dicho. Hay complicidad con Manuela Carmena. Es una mujer maravillosa y es una gran noticia que las mujeres lideren la profundización democrática, ha rematado.

Colau ha insistido esta mañana que su intención es cobrar 2.200 euros al mes, aunque la rebaja salarial, tiene que aprobarla en pleno.