Juan Vázquez: «Soy de centro izquierda y me gustan muy poco los extremos»

El candidato de Ciudadanos a la Presidencia del Principado, Juan Vázquez, durante la entrevista que le hizo Juan Neira en 'La Lupa'. / A. GARCÍA

«Sigo reconociéndome en la socialdemocracia, el espacio que siempre ocupé, pero otros han abandonado», asegura el candidato de Ciudadanos

P. LAMADRID GIJÓN.

Juan Vázquez llega a la política «humildemente», pero con aspiraciones de ganar las elecciones que se celebrarán el próximo 26 de mayo. De hecho, el candidato de Ciudadanos a la Presidencia del Principado considera que la formación -el exrector de la Universidad de Oviedo concurre como independiente- «tiene posibilidades de ser la fuerza que protagonice los pactos electorales». Es más, augura que Ciudadanos «será decisivo en la gobernabilidad de Asturias en los próximos años».

En una entrevista emitida ayer por el programa 'La Lupa', de Canal 10, Vázquez defendió las bondades de la ideología de centro frente a los extremos y destacó la buena sintonía que mantiene con el presidente nacional del partido naranja, Albert Rivera. «No creo que la política tenga que ser solo cosa de políticos profesionales, sino que hay espacio para profesionales en la política», apuntó sobre su debut en estas lides. Empujado por su entorno, aceptó la propuesta de Rivera ante el momento «decisivo que viven Asturias y España». Una época que, en materia política, se caracteriza por la dispersión de fuerzas. Ante la fragmentación del arco parlamentario, Vázquez señaló que es «poco partidario de poner trincheras».

No obstante, aseguró, «no pactaría con cualquiera». «Soy de centro izquierda y, por lo tanto, me gustan muy poco los extremos. Hay que hablar con todo el mundo, pero no hay que hacer políticas con cualquiera». No se trata de una línea roja, sino de «una convicción». Preguntado por la posibilidad de pactar con uno de esos extremos, situado a la derecha, el candidato de Ciudadanos puntualizó que le gustan «muy poco» las propuestas de Vox. Unas políticas que, al final, «solo sirven para expresar rabia, no para solucionar los problemas».

Descontento social

También consideró «falsas» las medidas presentadas por Podemos. «Los extremos de uno y otro lado ofrecen soluciones que expresan, en muchos casos, un descontento social que debemos reconocer», puso de manifiesto. A juicio de Vázquez, es obligación de los partidos «dar soluciones reales, no fáciles ni populistas». Porque los populismos, tanto los de izquierda como los de derecha, nunca han resuelto nada, pero en cambio sí han complicado las cosas.

Como ejemplos, citó a Donald Trump, «que no llegó a construir el muro» con la frontera mexicana, el 'Brexit' «no encuentra salida» y la «república imaginaria» de Carles Puigdemont. Por ello, Vázquez se encuentra cómodo en una posición moderada. «Ciudadanos representa una opción de modernidad, reformismo, europeísmo y centrista en la que me siento reconocido y que parece que todos están empeñados en abandonar». El PP, en cambio, «cada vez está más preocupado por su derecha y el PSOE por su izquierda». En este sentido, se definió como socialdemócrata, aunque reconoció la necesidad de revisar ese concepto, «que se ha quedado un poco vacío» ante las nuevas realidades del siglo XXI.

Si bien es cierto que Vázquez coordinó el 'comité de sabios' que asesoró al presidente del Principado, Javier Fernández, apuntó que esta y otras colaboraciones «nunca fueron partidistas, sino más bien institucionalistas». En cualquier caso, «sigo reconociéndome en el espacio que siempre ocupé y creo que otros son los que han abandonado», aseguró. Un lugar, el de la socialdemocracia que, a su parecer, han abandonado los socialistas.

«No lo reconozco como tal en este momento. No al PSOE, sino al PSOE de Pedro Sánchez, que opta por políticas más de espectáculo que reales», concretó. El presidente del Gobierno mueve ficha para «halagar al público» en lugar de acometer propuestas «solventes y sensatas». De ahí que la principal tarea de los gobernantes en España pase por reformar el Estado del bienestar. Así las cosas, el candidato de Ciudadanos señaló que se siente más cercano al PSOE de Felipe González que al de Pedro Sánchez, con quien Rivera ya anunció que no pactará tras las elecciones. Aunque este veto se circunscribe al ámbito nacional, por lo que queda la puerta abierta para forjar alianzas en ayuntamientos y parlamentos autonómicos.

Vázquez explicó que no encuentra contradicción en que tanto las posiciones socialdemócratas como las liberales compartan lugar en el centro. «Puedo ser liberal en muchos aspectos económicos y socialdemócrata por pensar que, además, esa acción de los mercados libres debe tener como contrapeso una redistribución de la renta y una sensibilidad social», argumentó.

Actividad económica

Precisamente, en la entrevista Vázquez remarcó la necesidad que tiene España de «unareforma fiscal seria y que tenga una orientación claramente redistributiva». Sin embargo, hizo una precisión: que no penalice la actividad económica. En este aspecto, afeó la postura de los socialistas por «alinearse con personas y territorios insolidarios», en alusión al conflicto catalán. «Achaco a la izquierda que ha tomado una deriva desde ese mensaje igualitario hacia el identitario, que es fragmentador» porque ahonda las desigualdades entre regiones.

Asimismo, el candidato de Ciudadanos a la Presidencia del Principado mostró su rechazo a las políticas seguidas por el Gobierno de Sánchez sobre el cambio de modelo energético. «No hay que pretender llegar los primeros en esta carrera», sino que debe realizarse de forma gradual. Además, «tendrá que haber compensaciones que sean más eficaces que los fondos mineros de estos años», subrayó.