Caso Erial

Libertad provisional para Eduardo Zaplana

Eduardo Zaplana en una imagen de archivo momentos previos al registro de su chalé de Benidorm en mayo de 2018/EFE
Eduardo Zaplana en una imagen de archivo momentos previos al registro de su chalé de Benidorm en mayo de 2018 / EFE

La decisión no se ha tomado por motivos de salud sino porque el riesgo de fuga ha disminuido

A. RALLOValencia

La jueza que instruye el conocido como caso Erial ha dejado en libertad provisional al expresident de la Generalitat Valenciana y exministro de Trabajo Eduardo Zaplana tras más de siete meses presos. La decisión no se ha tomado por motivos de salud sino porque el riesgo de fuga ha disminuido al tener ya bloqueado todo el dinero negro del exjefe del Palau, alrededor de seis millones y medio de euros.

La defensa de Zaplana solicitó durante muchos meses su puesta en libertad por razones médicas. Consideraban que la estancia en la cárcel había empeorado su estado de salud y algunos especialistas alertaron de que corría un grave riesgo de morir entre rejas. Desde el pasado mes de enero, el expresidente se encuentra en el Hospital La Fe de Valencia donde acudió por una revisión médica. Sin embargo, no ha sido este el motivo por el que finalmente ha sido puesto en libertad. De hecho, los informes de los médicos forenses sobre su estado todavía no habían llegado al juzgado.

La realidad es que el éxito de la investigación ha permitido que se reduzcan las posibilidades de que Zaplana emprenda una huida para evitar la acción de la Justicia. Los investigadores, que en los últimos meses han viajado por Suramérica y Europa para localizar las sociedades en las que presuntamente Zaplana escondía su patrimonio, han logrado recuperar cerca de 6,7 millones de euros. Y este ha sido el motivo por el que el expresidente recupera ahora la libertad. De igual modo, sus dos compañeros, el asesor fiscal y su presunto testaferro, también quedarán hoy libres.