Casado negociará con Foro la coalición a las generales a la que se opone Mallada

Casado negociará con Foro la coalición a las generales a la que se opone Mallada
Teresa Mallada conversa con Ovidio Sánchez al inicio de la Junta Directiva. / I. MARTÍNEZ

La candidata al Principado asegura que los datos «ponen en tela de juicio los resultados positivos» de la unión que respalda Mercedes Fernández

DANIEL FERNÁNDEZ

La presidenta de Foro, Carmen Moriyón, abrió la puerta el pasado viernes al afirmar que sería «positivo para Asturias» la reedición de la coalición con el PP en las elecciones generales del 28 de abril. El Partido Popular llamará a esta puerta. Y lo hará su presidente: Pablo Casado llevará las riendas de la negociaciones con Foro para intentar alcanzar un acuerdo que permita a ambas formaciones concurrir en una lista conjunta para el Congreso y el Senado. Así lo decidió ayer la Junta Directiva Nacional, celebrada en Madrid, y en la que se ha autorizado al presidente popular a «explorar» las posibles coaliciones con otras fuerzas así como a «llevar directamente» las negociaciones.

La posibilidad de una coalición electoral entre populares y foristas forma parte desde hace meses del debate político en Asturias. Primero con la posibilidad de alcanzar un acuerdo electoral de cara a las autonómicas del 26 de mayo, alianza que descartó la pasada semana el vicepresidente de Foro, Francisco Álvarez-Cascos. Y desde el pasado viernes, la posible unión vuelve a ponerse sobre la mesa tras la convocatoria anticipada de elecciones al Congreso y al Senado.

A Foro le gusta la idea de repetir la fórmula llevada a cabo en 2015 y 2016 para concurrir juntos a esta cita. A Pablo Casado, como publicó EL COMERCIO el pasado domingo, también. Desde que llegó a la presidencia del PP el pasado mes de julio, los llamamientos a la unidad han sido una constante en sus discursos. En los últimos días los ha intensificado, sabiendo que ante el 28 de abril no le sobra ningún voto si quiere ganar las elecciones o, en su caso, liderar el bloque de derechas que impida al PSOE gobernar.

El 11 de enero, en su visita a Oviedo para presentar a Teresa Mallada como candidata al Principado y a Alfredo Canteli como cabeza de lista en la capital de Asturias, Casado llamó a los populares de la región a «dialogar y coser» diferencias entre los partidos del mismo espectro ideológico, como es el caso de la formación forista.

La relación entre las direcciones de ambas formaciones se ha estrechado en las dos últimas semanas, a cuenta de las concentraciones celebradas el 9 y el 10 de febrero en Oviedo y Madrid, respectivamente, en favor de la unidad de España. La de la capital asturiana fue convocada por Foro y PP se sumó posteriormente por orden expresa de la dirección nacional. Casado también invitó personalmente a la presidenta forista, Carmen Moriyón, a acudir a la cita de Madrid y a hacerse la foto con los dirigentes de las formaciones que convocaron la concentración del día 10.

En el PP asturiano, la posibilidad de reeditar la coalición ha vuelto a poner sobre la mesa las discrepancias entre la dirección regional del partido y la candidata a la Presidencia del Principado. Mientras los primeros defienden la unión electoral con Foro, Teresa Mallada se opone a ella. A la salida de la Junta Directiva Nacional afirmó que el partido dispone de datos que «ponen en tela de juicio los resultados positivos» de esa alianza. La expresidenta de Hunosa también aseguró que «en ningún momento» se ha planteado desde el PP asturiano la reedición de la coalición.

Unas afirmaciones que contrastan con las realizadas por la presidenta de los populares asturianos, Mercedes Fernández, quien defendió la repetición de esa alianza electoral con la formación forista. La dirigente del PP defendió «el éxito electoral rotundo» obtenido en las dos últimas elecciones generales gracias a la coalición.

Preguntada sobre los datos que Mallada afirmó que manejaba el partido y que iban en dirección contraria, Mercedes Fernández remarcó que la coalición supuso un «avance electoral» tanto en el número absoluto de votos como en el porcentaje, que superó el 35% en los comicios de 2016: «Ese es el antecedente que hay que estudiar».

No obstante, matizó que el Partido Popular de Asturias «es un partido disciplinado y acatará la decisión que adopte la dirección nacional, al igual que ocurrió con la designación como candidata de la expresidenta de Hunosa».

La última decisión sobre la coalición la tendrá Pablo Casado, que, según pudo saber EL COMERCIO, tiene decidido entablar negociaciones de inmediato con Foro. En ellas se trasladará el modelo de alianza electoral que desde el PP se quiere llevar a cabo. La dirección nacional pedirá opinión a Mercedes Fernández y Teresa Mallada, aunque la última palabra la tendrá el presidente nacional del PP.

Más