Podemos acusa a Barbón de no negociar con Podemos para tener las manos libres

Lorena Gil/
Lorena Gil

Gil ha afeado al PSOE que estuviera 40 días sin iniciar contactos y que luego se presentara a las negociaciones «sin un documento bajo el brazo»

EFE

La portavoz de Podemos en la Junta General, Lorena Gil, ha acusado al candidato socialista a la Presidencia del Principado, Adrián Barbón, de no haber tenido voluntad real de negociar la investidura con su formación para tener «las manos libres» para pactar con Ciudadanos o incluso con Foro y PP.

En su intervención en la segunda sesión del debate de investidura, Gil ha calificado de «anomalía democrática» que en Asturias no se permita a los grupos votar en contra de un candidato y que sólo se pueda hacer a favor o abstenerse lo que favorece, a su juicio, que «el PSOE no tenga alicientes para llegar a un acuerdo que no le salga gratis».

Esa falta de voluntad real, ha dicho, queda reflejada en el hecho de que el PSOE haya dedicado únicamente cuatro días a negociar cuando en otras comunidades las negociaciones han durado semanas.

Gil ha afeado al PSOE que estuviera 40 días sin iniciar contactos y que luego se presentara a las negociaciones «sin un documento bajo el brazo», algo que, ha apuntado, refleja que los socialistas ya habían negociado con otros partidos «a cambio, quizá, de cuestiones que tienen poco que ver con acuerdos programáticos».

La portavoz de Podemos ha considerado que la FSA ha adoptado la misma estrategia que el PSOE en Madrid con el objetivo de mantener «las manos libres» para poder pactar con la derecha y después utilizar los acuerdos puntuales con Podemos «para blanquear esos movimientos», un «juego» en el que su formación «no va a entrar».

Además, ha acusado al PSOE de olvidar rápido la derogación de la ley mordaza o la reforma laboral, mientras desde Asturias se «guarda silencio» frente a la prolongación del peaje del Huerna.

Gil, quien ha dicho tener la «sensación» de que los socialistas «mienten» cuando hablan de transición energética justa, le ha advertido a Barbón que no es momento de «tibiezas» sino de posiciones firmes en ese ámbito.

A su juicio, Asturias ha sido «maltratada con la connivencia» del gobierno autonómico como reflejan situaciones como el abandono de la red ferroviaria de cercanías.

La portavoz de Podemos, que ha desgranado algunas de sus propuestas electorales para mejorar la educación «sin parches» o el sistema sanitario hasta convertirlo «en una referencia en Europa, también ha considerado una »burla« hablar de emprendimiento en las zonas rurales cuando carecen de conexión a la banda ancha de internet.

Gil también se ha referido la defensa de los derechos lingüísticos, algo que considera que es «de demócratas», y por ello le ha dado «la bienvenida a la FSA en su cambio de postura» y ha ofrecido su colaboración para la búsqueda de consensos que permitan la reforma del Estatuto de Autonomía para aprobar la cooficialidad, algo para lo que ha pedido «altura de miras» al resto de grupos.