El PP tacha de «palabrería estéril» y «engaño» el plan del Ejecutivo central para el carbón

Andrea Levy, Luis Venta y Mercedes Fernández, en el centro, junto a otros cargos del partido. / DANIEL MORA
Andrea Levy, Luis Venta y Mercedes Fernández, en el centro, junto a otros cargos del partido. / DANIEL MORA

Andrea Levy asegura que el Gobierno de Sánchez se encuentra «en caída libre» y lamenta la «inestabilidad que está trasladando a la economía y al empleo»

L. CASTRO GIJÓN.

«Palabrería política absolutamente estéril». Con estas palabras calificó ayer Mercedes Fernández, presidenta del PP de Asturias, el mensaje trasladado por Adriana Lastra el pasado sábado en Funeres, cuando aseguró que «habrá acuerdo» en materia de minería.

Fernández recordó que el Ejecutivo central «tuvo la oportunidad» la semana pasada en el Congreso de votar a favor de una iniciativa que dificultaba el cierre de las térmicas, pero se opusieron junto a Ciudadanos y Unidos Podemos. «Luego Lastra dice que están inequívocamente en la defensa del carbón. A mí esto me suena a engaño», señaló la presidenta popular.

Asimismo, lamentó, una vez más, que el mensaje de los socialistas asturianos cambie cuando pasan el Negrón y añadió: «Lo que hacen no es defender los intereses de esta región. Siempre que el PSOE ha gobernado en el ámbito nacional, se negó todo lo que viene bien a Asturias».

Fernández hizo estas declaraciones durante el encuentro entre los militantes del partido en Asturias y Andrea Levy. La vicesecretaria de Estudios y Programas del PP nacional visitó ayer Gijón, donde hizo balance de los cien días de Pedro Sánchez al frente del Ejecutivo central. Levy aseguró que el Gobierno se encuentra «en sus horas más bajas y en caída libre» por la debilidad de un presidente que está «trasladando incertidumbre e inestabilidad a la economía y al empleo de todos los españoles». Señaló que los planteamientos de Sánchez se basan en una «rectificación constante, donde no hay rumbo ni objetivo de lo que se quiere hacer».

Levy le afeó además el «buenrrollismo» que mantiene con los independentistas catalanes y subrayó su «preocupación» por las informaciones que hablan de «órdenes políticas» hacia los Mossos d'Esquadra el pasado 1 de octubre, cuando se llevó a cabo el referéndum ilegal. La popular criticó, además, las declaraciones de la ministra Meritxell Batet, quien, a su juicio, «pone en duda la nación española y la acción de la justicia».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos