Puente Nuevo reinaugura su vieja bolera gracias a la aportación municipal

B. M. G.LLANES
BOLOS. La alcaldesa, durante el acto de Puente Nuevo. / N. A./
BOLOS. La alcaldesa, durante el acto de Puente Nuevo. / N. A.

La alcaldesa de Llanes, Dolores Álvarez Campillo, y miembros de la corporación municipal acudieron el sábado a Puente Nuevo para reinaugurar la bolera de la localidad. Esta bolera de cuatreada acaba de ser rehabilitada por completo después de que el Consistorio llanisco acordara con los propietarios de la misma su cesión para uso público.

Para ello, el Ayuntamiento invirtió 60.000 euros que, además de servir para remodelar este equipamiento, se utilizaron para iniciar la construcción de otra bolera de similares características en Nueva. La ejecución de ambas obras corre a cargo de la empresa Construcciones y Contratas Herreras.

Dentro del plan municipal Deporte Siglo XXI, el Consistorio continúa desarrollando el programa de creación y mejora de infraestructuras deportivas del concejo. Entre ellos, destaca la creación de la bolera municipal en la modalidad de bolo palma, situada en la zona de La Encarnación, en la villa. En esta última, ha sacado a licitación el proyecto para poner su techado por 141.154 euros y un plazo de ejecución de dos meses.

Además del acto del sábado en Puente Nuevo, los miembros de la corporación municipal aprovecharon la mañana para inaugurar las obras de mejora de varios caminos en la localidad de Piedra.

Viales

En concreto, la actuación se llevó a cabo en los viales de La Piedra, de 662 metros de longitud por tres de ancho; el tramo entre Hoyo El Río y Lledías, de 879 metros de longitud y tres de ancho; así como los de La Teyera y Jormellu.

Estos trabajos fueron realizados por el personal y la maquinaria municipales, y consistieron básicamente en la limpieza y acondicionamiento general de los caminos. De esta forma, se creó un nivelado de capa de zahorra de 25 centímetros de espesor en cada uno.

El objetivo de estas obras es facilitar a los agricultores y ganaderos de la zona el tránsito con maquinaria agrícola y el acceso a los pastizales. No obstante, los espacios quedan así habilitados como zonas de ocio para el paseo. En total, el presupuesto destinado por el Consistorio llanisco para los citados tramos fue de 25.684 euros.