Alain Menéndez y José Álvarez serán las cabezas visibles del nuevo Avilés

Alberto Escudero, José Álvarez, Ana Ignacio y Alain Menéndez, ayer en la rueda de prensa./MARIETA
Alberto Escudero, José Álvarez, Ana Ignacio y Alain Menéndez, ayer en la rueda de prensa. / MARIETA

El grupo gestionará el primer equipo ya tiene sus cargos de confianza para un proyecto con el que se espera «devolver al equipo donde merece»

NACHO GUTIÉRREZAVILÉS.

La empresa que desde la próxima temporada gestionará el primer equipo del Real Avilés, Norte Proyectos Deportivos Mallorquines, dio a conocer este mediodía sus planes y a las personas que tratarán de llevarlos a cabo. La consejera delegada del grupo, Ana Ignacio, se apoyará en la parcela deportiva en Alain Menéndez, quien seguirá al frente de la dirección deportiva, mientras el director general del club será el exfutbolista del Oviedo, Lugo y Langreo, entre otros equipos, José Álvarez.

La tercera cabeza visible del nuevo proyecto es Alberto Escudero, hasta ahora adjunto a la dirección deportiva con Alain Menéndez y encargado de la relación con los medios de comunicación, tareas con las que continuará. Además coordinará las redes sociales del club, Twitter, Facebook e Instagram, de las que se van a encargar dos personas que ya están trabajando.

Ana Ignacio pone «toda mi confianza» en Alain Menéndez, quien tras dos años sin presupuesto para reforzar la plantilla, podrá acceder al mercado con el colchón económico que aporta el grupo mallorquín. Sin afirmar abiertamente que el Avilés volverá a ser un aspirante de ley al campeonato y el ascenso a Segunda B, dijo que «haremos un equipo que sea capaz de competir y llevar al equipo donde tiene que estar, lo más arriba posible, aunque eso nos lo irán diciendo el rendimiento y los resultados. Vamos a ir poco a poco dando pasos firmes».

Alain Menéndez reconoció que habrá renovaciones de futbolistas del equipo que salvó la categoría estas dos últimas temporadas, y también que muchos de los llegarán como refuerzos son avilesinos y exjugadores del equipo blanquiazul. «No nos importa la edad, pero buscamos jugadores con hambre, con ilusión por estar en el Real Avilés».

La cantera tendrá la presencia de los juveniles que cumplen edad en la pretemporada con vistas a ganarse un sitio en la nueva plantilla. «La gestión es solo del primer equipo, pero la escuela sigue siendo del Avilés y ojalá varios chavales se ganen el sitio». Alain Menéndez agradeció «la confianza que el grupo pone en mi trabajo. Estos dos años han sido muy duros por lo que todos saben y ahora será diferente porque vamos a tener una estabilidad que nos permitirá hacer cosas importantes».

No será un director general al uso porque su conocimiento del fútbol supone un apoyo en las decisiones de ámbito deportivo que se van a ir tomando. José Álvarez tendrá que coordinar el funcionamiento de la entidad, el día a día, y poner en marcha los temas administrativos. Natural de Granada, «por accidente» y considerado asturiano de Riosa, llega al Avilés como cargo de máxima confianza con el grupo mallorquín, con el que ha mantenido estos años relaciones profesionales al margen del fútbol. Será su primera experiencia como administrador general de un equipo.

Como hombre de fútbol que es, tiene clara la receta para que el Avilés vuelva a ser un club normal en su día a día: «Lo que necesitamos es tranquilidad y conseguir que a lo largo de la temporada solo se hable de la parte deportiva, de lo bien o mal que jugó el equipo. Últimamente no ha sido así y tenemos que recuperar la normalidad».

José Álvarez Fernández (28-3-1967) no es un cualquiera en el fútbol. Canterano del Real Oviedo, llegó al primer equipo azul y participó en el histórico ascenso en Mallorca a la máxima categoría, en la que disputó casi una treintena de partidos. No le faltan tampoco los lazos avilesinos ya que en el Lugo compartió vestuario con Blas García y Luis Castro, como también con el malogrado Toño Castro en el Compostela, con el que ascendió a Primera. El Langreo fue otro de sus equipos de José Álvarez, que jugaba como delantero. «Vengo muy ilusionado por hacer un buen trabajo y ayudaré en todo lo que sea necesario».

Apoyos necesarios

Ana Ignacio pasará a partir de ahora a un segundo plano tras entregar los poderes ejecutivos a José Álvarez y Alain Menéndez, quienes junto a Alberto Escudero llevarán todo el peso de la gestión deportiva y administrativa. No están previstas por el momento incorporaciones de directivos, pero tampoco se rechaza la ayuda que pueda llegar.

«Conocemos la situación y vamos a tratar de ganarnos la confianza de la ciudad, de la gente de Avilés. Nuestro proyecto es serio y vamos a necesitar apoyo, aunque tenemos asumido que ahora toca gastar, esto es una inversión con la que esperamos recuperar este club». La consejera delegada de Norte Proyectos Deportivos ultimará hoy varias gestiones de índole económico porque «lo primero que tenemos que hacer es limpiar las deudas de esta temporada con los futbolistas, el cuerpo técnico y los empleados».

Con el paso de los días se irán concretando actuaciones, pero está decidido que el precio del abono seguirá costando 120 euros, con distintas ofertas entre ellas a padres de los jugadores de la escuela. Ignacio también tiene previsto un gasto extra para limpiar el Suárez Puerta por fiera y por dentro y renovar el mobiliario.

Más Real Avilés