Las elecciones impiden el regreso de Coutado a Avilés

Pablo Coutado, el pasado fin de semana. / FIERROS/FUTBOLASTURIANO
Pablo Coutado, el pasado fin de semana. / FIERROS/FUTBOLASTURIANO

El futbolista, pieza clave en el Covadonga y excapitán blanquiazul, será presidente de mesa en Mieres y no podrá jugar el domingo

SANTY MENOR AVILÉS.

La casualidad ha querido que Pablo Coutado, excapitán del Real Avilés, no pueda regresar este domingo al Suárez Puerta para medirse a varios de los que fueron sus compañeros el pasado curso, ahora defendiendo los colores del Covadonga. En tiempo de elecciones siempre se corre ese riesgo y el futbolista tendrá que ejercer como presidente de mesa en Mieres, su localidad natal y donde reside.

El exblanquiazul asegura que «es una pena, porque tenía muchas ganas de jugar este partido, pero son cosas que pasan y tendré que seguir el partido por internet», lamenta. En cualquier caso, tiene claro que sus compañeros tendrán complicada la victoria, pues, «a pesar de la diferencia que hay en la clasificación, el Avilés es un equipo que está fuerte en casa, juega muy ordenado y encaja pocos goles. No será sencillo pero tenemos que ir a por los tres puntos porque nos jugamos mucho».

El tiempo le ha dado la razón a Coutado, que ha pasado de sufrir hasta el último segundo del último partido el pasado curso con el equipo realavilesino, a luchar por el 'play off' de ascenso en el Álvarez Rabanal. «Siempre es mucho más agradable jugar por subir que por no descender, pero de todo se aprende», relativiza. «Cuando fiché por el Cova, viendo la plantilla que había, ya sabía que el objetivo era estar arriba, y la verdad es que llegamos bien al tramo final, a dos puntos del cuarto a falta de cuatro partidos».

Con trece goles anotados, el mirense ha superado su récord goleador en la categoría, dentro de lo que para él está siendo una temporada muy buena, a pesar de que «inoportunas lesiones no me han permitido jugar todo lo que me hubiese gustado». El polivamente jugador está demostrando una temporada más esa condición, pues «en la zona de arriba del campo he venido jugando de todo, aunque últimamente el 'míster' me está colocando como segundo delantero».

La de Coutado será una baja importante el domingo para el Covadonga, un club que lleva varios años compitiendo a muy buen nivel, con una gran estructura de cantera, mucha presencia en las redes sociales y una gestión propia de un equipo de superior categoría, algo que al final siempre se demuestra sobre el terreno de juego.

El mierense no oculta que, después de todo lo vivido la pasada temporada, continúa en contacto con varios de sus excompañeros, a los que le pregunta «cada poco» por «la situación del club». Coutado cree que «teniendo en cuenta las circunstancias, que el Avilés lleve toda la temporada cuatro-cinco puntos por encima del descenso es un éxito, pues yo creo que era el objetivo de la temporada. Los jugadores lo están haciendo muy bien», subraya.

Más allá de la inoportuna obligación que le surgió para este domingo, Coutado tiene los cinco sentidos puestos en ayudar al Covadonga a clasificarse para el 'play off' de ascenso, varias temporadas después, en los últimos tres partidos del curso.

Más Real Avilés