El Real Avilés afronta su primera final

Viti Amaro supervisa el trabajo de sus jugadores durante un entrenamiento en La Toba 3. / MARIETA
Viti Amaro supervisa el trabajo de sus jugadores durante un entrenamiento en La Toba 3. / MARIETA

El conjunto blanquiazul debe ganar al Llanes para mantener sus opciones de pasar a semifinales | Aunque la Copa Federación no es una prioridad para el club, la plantilla quiere mejorar los resultados obtenidos hasta el momento

SANTY MENORAVILÉS.

El Real Avilés no ha tenido que esperar demasiado para disputar duelos a vida o muerte esta temporada. El primero le ha llegado mucho antes de lo previsto, en plena pretemporada y ante un rival más hecho como el Llanes. El conjunto blanquiazul se juega este mediodía, a partir de las 12 horas en el Suárez Puerta, el pase a las semifinales de la Copa Federación. En estos momentos, el equipo de Viti Amaro suma un punto, el Llanes seis y a los avilesinos sólo les vale el triunfo para seguir soñando.

Aunque la Copa no es ni mucho menos una prioridad para el club, que de hecho este verano tuvo que cancelar amistosos de calado para hacer frente a la inesperada obligación federativa, Viti Amaro y sus jugadores son ambiciosos y, más allá de lo importante que es sumar minutos de cara a la preparación de la temporada, quieren mejorar los resultados obtenidos hasta la fecha, un empate y dos derrotas ante Mosconia, Llanes y Lugo.

Con el tránsfer de Max tramitado, y pese a que no se trata de un delantero centro al uso, el preparador gijonés tendrá algo más de chance para confeccionar su alineación, de tal manera que por primera vez en esta competición podría no verse obligado a jugar con falso a nueve, rotando a Ricky y a Max como jugadores más adelantados a lo largo del partido. Gastón también podría ser de la partida, aunque está pendiente la llegada de su ficha desde la Federación Canaria.

Después de una semana exigente de trabajo, cuyo último entrenamiento tuvo lugar ayer por la mañana, Viti Amaro no tiene ninguna baja por lesión y continuará perfeccionando su idea de juego, basada en la salida de balón desde atrás y la asociación por abajo de sus futbolistas más talentosos, juntando en el campo a gente como Castaño, Annunziata o Imanol. Todo ello a través de un sistema 1-4-3-3. Un posible equipo inicial podría ser el formado por Borja Piquero; Félix Sanz, Nico Pandiani, Álvaro, Viesca; Castaño, Santullano, Annunziata; Jorge Cayarga, Ramiro y Max, aunque también podrían salir de inicio Pereira, Imanol o Ricky, dependiendo de las rotaciones que quiera realizar Viti Amaro.

Por su parte, el Llanes llega al partido lanzado, con pleno de puntos tras vencer en San José al Real Avilés (1-0) y en Grado al Mosconia (1-3). Los fichajes se han adaptado muy rápido al sistema de Luis Arturo, técnico que además ha podido mantener en el equipo a los jugadores más destacados de un pasado curso en el que el conjunto llanisco coqueteó con los puestos de 'play off'.

Teniendo en cuenta que el conjunto blanquiazul logró tener la posesión del balón, sobre todo en la primera mitad, en San José, todo hace indicar que el guión de partido estará bastante definido: balón para el Real Avilés, que dispondrá de un campo grande como el Suárez Puerta para aprovechar su amplitud, y peligro a la contra para un Llanes, con el goleador cántabro Dorronsoro en la punta de ataque. Luis Arturo, eso sí, tiene las importantes bajas seguras de Javi Sánchez y Pablo Prieto, que serán titulares cuando comience la competición liguera, mientras que Iván es duda. Una oportunidad para el Avilés.