El Real Avilés compite a pesar de todo

El Real Avilés compite a pesar de todo
Los jugadores del Real Avilés celebran el gol marcado por Santa. / PATRICIA BREGÓN

Con catorce jugadores y mucha carga en las piernas, el conjunto blanquiazul da la cara ante CEFUT

SANTY MENORAVILÉS.

El Real Avilés disputó ayer en el Suárez Puerta su segundo partidillo de pretemporada, en esta ocasión firmando un empate a dos frente al Centro Europeo de Fútbol de México (CEFUT). Kodiak Monge, que volvió a marcar, y Santa, hicieron los dos tantos blanquiazules en sendos saques de esquina, mientras que Alberto Coles y Manuel Puga marcaron para el combinado mexicano.

Se trató de una prueba bastante exigente para el conjunto blanquiazul, que el miércoles había jugado contra el juvenil, el viernes realizó un entrenamiento intenso y sólo acudió a la cita con catorce jugadores tras descartar a los futbolistas a prueba Carlos Rodríguez, Hassan y Renato Albuquerque. Así, Juanma Castañón sólo contaba con tres jugadores en el banquillo para ir dando un respiro a sus jugadores.

2 Real Avilés

Borja Piquero; Diego Pereira, Santa, Naranjo, Barra; Cissé, Marcos; David Pérez, Resul, Pedro; y Kodiak Monge. También jugaron Jesús, Jorge Rodríguez y Jose.

2 Cefut

Tamayo; Padilla, Robles, Fabián, Castro; Ramos, Fierros, Edgar, Adib; Reynoso y Coles. También jugaron Lemus, Josué, Gallegos, Ruvalcaba, Ríos y Puga.

Goles:
1-0: m. 6, Kodiak Monge. 1-1: m. 11, Coles. 2-1: m. 20, Santa. 2-2: m. 61, Puga.
Incidencias:
menos de medio centenar de espectadores en el Suárez Puerta.

«Nuestra intención era jugar menos tiempo, pero al final lo hicimos durante 35 minutos por parte por deferencia a nuestro rival, que ha viajado desde muy lejos y tenía mucha ilusión por jugar este partido», reconocía el entrenador del Real Avilés a la conclusión del choque. Castañón volvió a apostar por un equilibrado 4-2-3-1 con un sólo cambio con respecto al equipo inicial que el miércoles se midió al juvenil: Naranjo por Carlos Núñez.

El joven defensor, de reposo tras el golpe en la cabeza sufrido, siguió el partido en el palco con el director deportivo Alain Menéndez, mientras que Naranjo, en su primera prueba seria con el cuadro realavilesino, aportó presencia y seguridad a la zaga. También destacaron Cissé, el meta Borja Piquero y de nuevo Marcos. El pivote francés, seguro en el pase en corto, abarca campo, va bien por arriba y siempre ayuda a la hora de presionar y cubrir huecos. Piquero realizó paradas de mérito y Marcos, aunque estuvo mejor cubierto que contra el juvenil, tuvo tiempo para ofrecer los detalles de calidad que atesora en su zurda.

Como no podía ser de otra manera con 14 jugadores, el Real Avilés fue de más a menos durante el partido, siendo una de las mejores noticias los minutos disputados por el ariete Jorge Rodríguez que, aunque zurdo, tiene un aire, tanto en sus movimientos como en su físico, al ariete del Chelsea, Álvaro Morata, salvando lógicamente las distancias. Todavía fuera de forma por su lesión de rodilla, no estuvo fino, pero dejó entrever su capacidad para aguantar el balón de espaldas, jugar fácil y rematar.

Otra de las cosas positivas del encuentro fue la eficacia en los córners. Juanma Castañón ensayó mucho esas jugadas en el entrenamiento del viernes y «salieron dos». En la parte negativa se encuentra sin duda que, a 29 de julio, las deudas de la pasada campaña siguen sin abonarse y la dirección deportiva tiene las manos atadas para poder realizar los fichajes que necesita la plantilla para ser competitiva en Tercera.

Jugadores interesantes

Por su parte, el Centro Europeo de Fútbol se mostró en el Suárez Puerta como un equipo muy técnico, con capacidad para sacar el balón jugado desde atrás y realizar combinaciones de mérito. Teniendo en cuenta que se trata de jugadores sub20 -algunos de ellos todavía tienen 16 años-, en las jugadas a balón parado denotaron una inferioridad física que se fue igualando con el paso de los minutos, pues los futbolistas aztecas sólo han descansado quince días este verano y están más rodados que los blanquiazules.

Destacaron sobre el resto Edson Padilla, Fabián Jiménez, Brandon Fierros, Kevin Adib y Josué Arana, algunos de ellos con serias opciones de recalar en la plantilla sub21 del Charleroi belga. «Estaremos una semana a prueba allí y a ver si hay suerte», reconocía Fabián a la conclusión del choque. Los dieciséis jugadores de CEFUT esperan lograr su sueño de jugar en Europa, aunque saben que «sólo alguno de nosotros lo conseguirá. Ojalá haya suerte».

Más

 

Fotos

Vídeos