«No nos descompusimos en ningún momento y lo intentamos hasta el final»

Javi Hernández, en El Requexón. / ELOY ALONSO
Javi Hernández, en El Requexón. / ELOY ALONSO

Javi Hernández, que anotó su primer gol, destaca la importancia del triunfo en Soria tras los malos resultados

R. J. G. OVIEDO.

El defensa Javi Hernández se ha consolidado en el primer equipo y el pasado lunes ratificó su buen momento con un buen gol, tras una acción personal, que abrió el marcador.

El jerezano, que está cedido por el Real Madrid e inicialmente llegaba para el filial, es ya uno de los fijos para Juan Antonio Anquela. El jugador reconoció ayer la gran alegría que supuso la victoria en Soria porque «empezar el año así, sumando tres puntos fuera de casa, después de unos cuantos partidos que no conseguíamos la victoria, es motivo para estar muy contentos».

Una de las claves del triunfo para el defensa fue que «nosotros nunca dejamos de creer», aunque asumió que fue un partido «un poco loco», en el que empezaron ganando con su gol: «Aguantamos la primera parte bien y luego, en la segunda, nos hacen un gol tempranero y luego seguimos intentándolo con el gol de Carlos, pero nos empataron otra vez».

Sin embargo, hizo hincapié en que «el equipo no se descompuso en ningún momento». «Y lo seguimos intentando hasta el final, cuando llegó gol de Christian», señaló.

Por eso entiende la euforia final. «Se celebró como una victoria fuera de casa que es importantísima y nos dio mucha alegría porque llevábamos mucho tiempo sin conseguir una victoria», recordó.

En cualquier caso, ya piensa en el Tenerife, «un rival complicado como todos los de Segunda, que viene de estar por abajo y necesitado». «Nosotros queremos seguir con la buena racha», concluyó.

 

Fotos

Vídeos