Real Oviedo

El Oviedo parte de lo que tiene

El once del conjunto azul en el duelo de Liga ante el Córdoba./ÁLEX PIÑA
El once del conjunto azul en el duelo de Liga ante el Córdoba. / ÁLEX PIÑA

La dirección deportiva prioriza resolver los casos de renovación o rescisión pendientes | El club trabaja en una serie de acuerdos y no da por definitiva ninguna situación contractual

MARÍA SUÁREZOVIEDO.

El Real Oviedo hizo repaso oficial de la situación contractual de su plantilla cuatro días antes de que los contratos que llegan a término esta campaña y las cesiones finalicen.

Son 21 los efectivos de los que dispone actualmente en nómina tras confirmar el ascenso al primer equipo de ocho jugadores que esta temporada militaron en el Vetusta, sin embargo, no se quedarán todos.

El club está trabajando en la rescisión de algunos contratos, como el de Toché, que ya está escuchando ofertas y entre ellas una del Cartagena. Se esperan más salidas además de la del ariete y capitán azul, pero la dirección deportiva no comunicará dichos movimientos hasta que se alcancen los acuerdos pertinentes.

Se esperan salidas para permitir la llegada de tres o cuatro refuerzos a la plantilla Boateng se quedará en Alcorcón y el futuro de Bárcenas depende de la opción de compra azul

Esas tres o cuatro salidas más son necesarias si el club quiere reforzar algunas posiciones acudiendo al mercado veraniego. La dirección deportiva no descarta tampoco plantear alguna renovación de cara a la próxima temporada, pero este capítulo parece más complicado. Son solo tres los futbolistas que llegan al 30 de junio sin saber sobre su futuro ni estar descartados oficialmente aún. En cualquier caso, el futuro de los tres parece estar lejos de Oviedo. Se trata del veterano defensa Carlos Martínez, del tercer portero Gorka Giralt y del centrocampista Boateng. El ghanés finaliza su cesión en Alcorcón y su futuro pasa por seguir un año más en el conjunto alfarero, pero ya en propiedad pese a los dos años que tenía firmados con el Real Oviedo. En el apartado de salidas ya se han registrado dos bajas, las de los defensas Oswaldo Alanís y Forlín, el primero por acuerdo entre las partes y el segundo por no disponer de oferta de renovación. La ausencia de los dos centrales se ve compensada de manera natural con dos defensas del Vetusta, Ugarte y Lucas Ahijado, que pueden desempeñar funciones de central y lateral respectivamente. Son hasta 8 los jugadores del Vetusta que tendrán ficha de primer equipo la próxima temporada.

Más Real Oviedo

Dos de ellos, Viti y Jimmy, ya saben lo que es tener protagonismo en el primer equipo. Borja Sánchez, Edu Cortina y Steven podrían completar una plantilla a la que vuelve Lolo también con contrato del primer equipo. El centrocampista regresa a la capital con contrato en vigor tras su cesión en el Extremadura, pero la medular del campo está plagada de efectivos. Con Lolo son hasta cinco los hombres que optarían a uno de los dos o tres puestos en el mediocampo azul. Otra opción será ceder a futbolistas jóvenes para que, como ocurrió con el gaditano este año, adquieran minutos y bagaje en la categoría.

Saber qué ocurrirá con los jugadores que han estado cedidos esta temporada en el conjunto carbayón es otra de las incógnitas que el club resolverá en los próximos días.

Los contratos de cesión finalizan el próximo 30 de junio y son tres los efectivos azules que pertenecen a otros clubes y tienen el futuro en el aire. En el caso de Javi Hernández, cedido por el Real Madrid, parece complicada la vuelta del defensa tras su buen rendimiento este año, aunque si hay opción de salir de nuevo el club ovetense postularía.

Javi Muñoz es otro que debe volver a la disciplina de au club, el Deportivo Alavés, pero en el caso del centrocampista sí que está clara su no continuidad ya que acabó el año sin entrar ni siquiera en las listas de Sergio Egea.

La mayor incógnita es Bárcenas. El club tiene opción de compra sobre el extremo panameño, actualmente disputando la Copa Oro con su selección, y tiene pendiente decidir si la ejecuta. De ser así tendría que abonar cerca de un millón de euros al Catefetaleros mexicano y luego decidir si se lo queda o escucha ofertas por él.