Alanís asoma por la muralla del Real Oviedo

Alanís asoma por la muralla azul
Alanís pugna por el balón con Steven durante el entrenamiento. / ELOY ALONSO

El central, lesionado en su debut el 30 de septiembre, ya está «listo para seguir sumando»

IVÁN ÁLVAREZOVIEDO.

Superado el ecuador de su undécima semana en la disciplina del Real Oviedo, Oswaldo Alanís se prepara para dejar atrás un camino más espinoso de lo deseado a su llegada a la capital del Principado. Su debut en Alcorcón el pasado 30 de septiembre, demorado primero por su postrera incorporación en el mercado de traspasos y después por una convocatoria con la Selección Mexicana, fue accidentado.

Obligado a dejar por lesión el terreno de juego de Santo Domingo cuando el cronómetro apenas había consumido diecisiete minutos de partido, el central mexicano ya se ha repuesto de esa elongación en el recto anterior de la pierna derecha y vislumbra el final a unas semanas complejas alejado de las convocatorias. «Es difícil en el sentido de que todo profesional quiere estar listo para aportar y estar lastimado no te lo permite», explica el zaguero nacido en Morelia, que ahora se declara «listo para ponerme a disposición del míster». «Llevo varios días en los que me he sentido bien», expresa el central mexicano, que aunque recordó que la inactividad repercute en la falta de «'timming'» y «detalles pequeños que el juego te va dando» no siente esa falta de ritmo competitivo.

Más Real Oviedo

Dispuesto a cambiar la suerte aciaga que está marcando el inicio de su andadura en el fútbol español, es consciente de que las oportunidades surgen a menudo de forma inesperada y cuando lo hacen «hay que aprovecharlas». «Estoy listo para seguir trabajando y seguir sumando», asegura cuestionado sobre su disponibilidad para el duelo de este sábado contra el Deportivo en Riazor.

Su recuperación otorga a Juan Antonio Anquela una nueva variante para el flanco izquierdo de la zaga, en el que ha emergido con un aplomo de un joven de 20 años Javi Hernández. El buen desempeño del jerezano, elegido por la afición oviedista como el mejor jugador del conjunto carbayón el mes de octubre, ha permitido al técnico jienense afianzar el dibujo táctico con tres centrales empleado durante el grueso de su primera temporada en el Carlos Tartiere.

Una forma de ordenar la retaguardia que no desconoce Alanís, que ya formó acompañado por dos centrales tanto a las órdenes de Miguel Herrera como a las de Juan Carlos Osorio en la Selección Mexicana. «Te adaptas a la posición que te pongan, ahí no tengo problema», asegura el michoacano, que asume que el equipo está recibiendo más goles de los deseados «por diferentes circunstancias». «Si defendemos bien ya tienes un punto por defecto», arguye el internacional, que otea el fin de un período en el que se vio resignado a ver «cómo podía ayudar» cuando regresase a los terrenos de juego.

Síguenos en:

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos