El Vetusta sufrirá una profunda remodelación

Una formación del filial oviedista, en el partido ante el Izarra. /  E. C.
Una formación del filial oviedista, en el partido ante el Izarra. / E. C.

La continuidad de Rozada en el banquillo está en el aire y varios jugadores como Lobato y Ernesto ya han comunicado su salida

R. J. GARCÍA OVIEDO.

El Vetusta pondrá fin a su mejor temporada de la historia el próximo sábado ante el Durango. Ese será el último partido de muchos de los actuales jugadores de la plantilla en el filial, ya que el equipo sufrirá una profunda remodelación para la próxima campaña.

Una de las principales incógnitas será conocer quien será el entrenador del equipo la próxima temporada. El pasado domingo tras el encuentro ante el Racing de Santander, el actual técnico, Javi Rozada, aseguró en la sala de prensa del Carlos Tartiere que aunque tiene contrato para la próxima temporada tiene que reunirse con el club para abordar su futuro. El técnico, en una comparecencia que tuvo cierto tono de despedida, afirmó que «ahora nos tendremos que sentar a hablar y se va a buscar lo mejor. Hablaremos y lo que tenga que ser, será».

La buena temporada del equipo ha hecho que su nombre comience a sonar para algunos equipos, como la Cultural Leonesa. En cualquier caso, su futuro se conocerá tras la reunión con el club.

Lo que también dijo el técnico es que en el filial se iniciará un nuevo ciclo. «La persona que esté en el filial va a tener que trabajar muchísimo», aseguró, consciente de que de la actual plantilla quedarán únicamente tres o cuatro jugadores.

Entre los que tienen su futuro lejos de Oviedo está el lateral izquierdo Lobato, que fichará por el Eibar, mientras que el delantero Ernesto tiene cercano un acuerdo con el Alcorcón para la próxima campaña.

Además, varios de los componentes de la plantilla se incorporarán al primer equipo, como son los casos de Viti, Jimmy, Borja Sánchez y Steven. En el caso de Steven será sub-23 y podría tener ficha del filial inicialmente.

Otro de los casos pendiente de resolver es el del centrocampista Lolo, en la actualidad cedido al Extremadura con opción de compra, que también tendría contrato para la próxima temporada con el primer equipo azul.

Uno de los que podría abandonar el club es el centrocampista Edu Cortina, que podría contar con una oferta del Numancia, aunque cuenta con propuesta de renovación con en el filial, al igual que el defensa Josín. También está pendiente de tomarse una decisión con el lateral Lucas, que podría incorporarse definitivamente al primer equipo.

En cuanto a llegadas, aunque no es oficial, el club tiene cerrados acuerdos con dos delanteros, el gibraltareño Tjay DeBarr, internacional con su país de 19 años, que milita en el Europa FC. También hay acuerdo con Samuel Obeng, en la actualidad en el Calahorra.

Otro fichaje será el del defensa del UCAM Javi Fernández, que podría ser un caso similar al de Javi Hernández, con ficha del filial y presencia en los entrenamientos del primer equipo. El que es seguro que volverá al conjunto ovetense la próxima temporada es el centrocampista del Langreo Riki.