Un niño juega al Fortnite durante diez horas diarias para pagar el tratamiento contra el cáncer de su padre

Un niño juega al Fortnite durante diez horas diarias para pagar el tratamiento contra el cáncer de su padre

La iniciativa del pequeño canadiense consiguió recaudar miles de dólares

S. F.

Zyltv, un joven jugador canadiense de Fornite, se ha vuelto viral en las redes sociales al jugar más de diez horas seguidas durante cinco días para lograr pagar el tratamiento contra el cáncer al que se enfrenta su padre desde hace menos de un año.

Todo comenzó el pasado mes de septiembre cuando su progenitor fue diagnosticado con un cáncer rectal en etapa III y su familia no contaba con el dinero suficiente para costear los tratamientos que la enfermedad exige. Fue entonces cuando el joven tuvo una idea y se embarcó en una carrera contra la muerte.

Tiempo, habilidades extraordinarias y dedicación, gracias a esos tres puntos el joven se sentó a jugar por más de diez horas en maratones de transmisiones que se alargaron durante casi una semana. Todo ello con el objetivo de recaudar las donaciones suficientes de los espectadores de Twitch para poder ayudar a su padre.

«A mi padre le diagnosticaron cáncer de recto en etapa III el 14 de septiembre de 2018. Su cáncer se extendió hasta los pulmones y el hígado, lo que lo llevó a la etapa IV de cáncer. Actualmente se está sometiendo a quimioterapia», explicó el joven jugador durante una retransmisión en directo que realizó desde la plataforma. «Los médicos le dijeron que sin quimioterapia le quedaría solo un año de vida y que tres años del tratamiento médico equivaldrían a un 20% de probabilidades de vivir. ¡Por favor! Dona todo lo que puedas. Todo el dinero se destinará a financiar sus medicamentos. Mucho amor de mi parte y de todos los miembros de mi familia».

Una de las primeras donaciones que recibió el menor fue la de uno de los jugadores más importantes del mundo, col MackWood, que entregó 25 dólares a la causa. Un prometedor comienzo al que se han sumado numerosos usuarios y que dura hasta el día de hoy, momento en el que sigue recibiendo ayuda por medio de esta vía.

La meta era conseguir 500 dólares canadienses y logró recaudar más de 13.000, unos 8.811, 20 euros. Como muestra de agradecimiento, padre e hijo se sentaron frente a la cámara reconociendo la importancia de cada aportación.

El vídeo acumula más de 500.000 visitas y sigue emocionando a todos aquellos que conocen la proeza del niño.