La madre de los niños asesinados en Valencia fue detenida por enfrentarse a la policía el 15M

María G., detenida en una concentración del 15M./EFE
María G., detenida en una concentración del 15M. / EFE

La sentencia quedó conmutada por una pena de trabajos en beneficio de la comunidad que realizó en la Casa de la Cultura de Rocafort

ARTURO CHECA

El carácter activista de María G., la madre detenida por la muerte de los dos hermanos de Godella, quedó palpable en junio de 2011, cuando fue apresada a la puerta de Les Corts, cuando se enfrentó a la policía mientras los agentes trataban de impedir una concentración ilegal junto a la sede parlamentaria, con motivo de las movilizaciones de los «indignados» del 15M.

La joven fue una de las cinco personas detenidas en el acto, según recoge el diario valenciano Las Provincias. Recibió una condena penal por estos hechos, aunque la sentencia quedó conmutada por una pena de trabajos en beneficio de la comunidad que realizó en la Casa de la Cultura de Rocafort. Allí desempeñó esta labor mientras estaba embarazada del mayor de sus hijos, hoy fallecido.

La concentración llegó a congregar a unas 300 personas y la Policía detuvo finalmente a cinco personas por desorden público, atentado a la autoridad y causar lesiones a algunos agentes, después de que propinaran puñetazos y lanzaran botellas de agua durante la carga policial registrada junto a Les Corts, justo cuando iba a dar comienzo el acto de inicio de la octava legislatura.

En sus redes sociales, María G. hace gala de un gran activismo social en favor del ecologismo, contra los desahucios o como partidaria del régimen de Maduro en Venezuela. Todo ello acompañado de frases de un significado que hoy se vuelve funesto, como una dirigida a Gabriel, su marido y también detenido en la causa: «Te amo, el amor es lo único que vale, nuestro reino, la paz, nuestra familia».

Noticias relacionadas