Pedro Díaz se prepara para su primera temporada con el primer equipo

A. MENÉNDEZGIJÓN.

En su primer año plenamente como futbolista del primer equipo, Pedro Díaz (Siero, 1998) culmina la primera semana de trabajo de pretemporada con absoluta normalidad, habituado a participar en otras ocasiones con licencia del filial. El canterano rojiblanco es una de las caras nuevas del proyecto rojiblanco.

Pese a su irrupción oficial con el primer equipo, el centrocampista sierense cuenta con la experiencia de los últimos veranos. «Es una pretemporada más. Muy parecida a las anteriores», explica el mediocentro, que poco a poco empieza a notar la exigencia física de los primeros días de trabajo en Mareo, bajo la supervisión de Fran Albert. «Noto las piernas cargadas. Aprovecharé el día de descanso para estar con mi familia», resume el promocionado, que reconoce la importancia de realizar un buen primer curso en el año de su salto al primer equipo: «Lo difícil no es llegar, es mantenerse».

El canterano avala los primeros fichajes del mercado, hasta cuatro incorporaciones con la llegada de Manu García, que se suma a las recientemente anunciadas (Javi Fuego, Unai Medina y Álvaro Vázquez). «Tienen todos muy buen nivel. Creo que nos van a ayudar». Cuestionado, personalmente, por el fichaje de Javi Fuego, llamado a ser uno de los líderes del nuevo proyecto, Pedro Díaz comentó que «ya lo conocía por un familiar» y se mostró convencido del nivel que ofrecerá. «Estoy seguro que nos va a ayudar», concluyó Pedro, que aprovechará el domingo para descansar antes del lunes, el día marcado para el regreso a los entrenos.