El Sporting abdica

Encuentro entre el Sporting y el Lugo disputado en El Molinón. /ARNALDO GARCÍA
Encuentro entre el Sporting y el Lugo disputado en El Molinón. / ARNALDO GARCÍA

El conjunto rojiblanco no pasó del empate ante el equipo gallego (0-0). Con este resultado, el equipo rojiblanco dice virtualmente adiós a la temporada

ANDRÉS MENÉNDEZ PUENTE

El Sporting se dejó la última bala para acceder al 'play off' tras no pasar del empate ante el Lugo (0-0). Con este resultado, el equipo rojiblanco dice virtualmente adiós a la temporada. A falta de tres partidos y cuatro semanas se queda casi sin opciones tras un último mes muy inestable, con tres empates y una derrota, que han terminado por detener la remontada.

Olvidada la dolorosa derrota de Mallorca, el Sporting se obligó a resetear para jugar ante el Lugo, la primera de las cuatro finales que tiene en Liga (cinco con el 'extra' de Reus). Con la necesidad de ganar y sin, quizás, los dos jugadores más valiosos del curso: Mariño (lesionado) y Djurdjevic (sancionado).

Fiel a su habitual pragmatismo, José Alberto ocultó sus intenciones hasta el final, en una semana con dos entrenamientos a puerta cerrada. Finalmente, el técnico decidió reajustar el sistema, sin Blackman, y con la presencia de Pablo Pérez por detrás de Alegría. En la izquierda, huérfana de dueño, se ubicaba Lod, de regreso al once. Dani Martín heredaba el trono de Mariño. Más de un año y medio después de su debut en Copa ante el Numancia, el canterano se estrenaba en El Molinón en Liga.

No sesteó en exceso el equipo rojiblanco. Desde muy pronto salió mandón, con ganas de morder la portería de Juan Carlos. La fotografía del inicio de encuentro estaba siempre en el área lucense, presionado por su condición de equipo en zona roja, sin ninguna intención de nada más que no fuera defenderse.

El Sporting agradeció la renuncia atacante del Lugo y, casi por inercia, vivió atacando. El peligro llegaba siempre el costado diestro, en esta sociedad que forman Geraldes y Traver, una de las grandes noticias del último tramo de Liga. Ha encontrado José Alberto una sociedad en la que confiar y generar continuamente peligro. Tras un centro del valenciano llegó el gol de Peybernes, que no subiría nunca al marcador al estar en fuera de juego. Acertó el colegiado.

No tenía, en ningún caso, el equipo rojiblanco la figura de un jugador tan trascendental como es Djurdjevic. Sin el serbio, no había referencia. Tampoco energía ni nervio. Condiciona casi tanto su ausencia como su presencia. Poco a poco el dominio inicial se fue apagando. El Lugo, igual o más necesitado que el Sporting, se dedicó a congelar el partido. Trató de no jugar nunca, incluso, desde antes de empezar. Le salió bien.

Le afectó el paso de los minutos al equipo de José Alberto, cada vez menos enchufado. Tal es la necesidad de ganar que el tiempo era un aliado para el Lugo y un castigo para el Sporting. El encuentro comenzó con cierta velocidad, pero el Sporting, en ciertos momentos carente de personalidad, se diluía sin remedio.

Entró Blackman por Pablo, sin relevancia. Cada segundo alimentaba más el ansía rojiblanco, incapaz de encontrar un camino por el que hacer daño. El Lugo ganó el punto más importante de la partida. Conseguir bajar el ritmo y desesperar a todos. El equipo gallego tuvo la victoria en una arrancada de Gerard Valentín que se fue directo al área rojiblanca y le dejó en bandeja el gol a Barreiro, pero, extrañamente, la mandó a la grada. Los cambios, otra vez, no tuvieron efecto alguno. El encuentro terminó como empezó. El sueño se queda un imposible, a falta de confirmación. Un punto final.

0 Sporting

Dani Martín; Geraldes, Peybernes, Babin, Molinero (Canella, m. 55); Cofie, Nacho Méndez; Traver, Pablo Pérez (Blackman, m. 64), Lod (Carmona, m. 71); y Alegría.

0 Lugo

Juan Carlos; Gerard, Vieira, Malagón, José Carlos; Lazo (Escriche, m. 80), Seoane, Aburjania (Pita, m. 63), Luis Ruiz; Cristian Herrera (Iriome, m. 72) y Manu Barreiro.

Árbitro:
Milla Alvendiz, del Comité Andaluz. Amonestó a Cofie, Nacho Méndez, Molinero, Pablo Pérez, Vieira, Cristian Herrera, Aburjania, Luis Ruiz, Gerard.
Incidencias:
17 grados centígrados al inicio del encuentro, con césped en aparente buen estado. Pablo Pérez y Seoane, capitanes. Sacó el Sporting.

Más información