Los técnicos estudiarán la situación de Morilla

Con el mercado de fichajes aún sin cerrar, Rubén Baraja hizo debutar en la primera jornada a Pelayo Morilla. Con 17 años y 37 días, el joven extremo ovetense se convirtió entonces en el primer jugador nacido en el nuevo milenio en vestir la camiseta rojiblanca en un partido oficial y en cuarto más joven en toda la historia del club. Morilla tuvo minutos también en la eliminatoria de Copa ante el Numancia -en la que anotó un gol- y regresó después a la dinámica del filial, donde las lesiones le han impedido tener mayor continuidad. De momento, su primera temporada en el Sporting B se salda con 22 partidos disputados. Los técnicos quieren medir los pasos, conscientes de su enorme potencial, y estudiarán su situación de cara al próximo curso.