Uros Djurdjevic: «El Molinón es espectacular»

Uros Djurdjevic: «El Molinón es espectacular»
Djurdjevic se despide aplaudiendo de El Molinón. / ARNALDO GARCÍA

Hernán Santana marcó el día que cumplió 28 años. «Fue una jornada redonda, tanto en lo personal como en lo colectivo», aseguró

ANDRÉS MAESEGIJÓN.

La carta de presentación del Sporting fue más que aprobada por su afición. Djurdjevic, Cofie, Álvaro Jiménez, Molinero, Geraldes y André Sousa fueron despedidos, al igual que el resto del equipo, con una sonora ovación tras la victoria ante el Nástic de Tarragona.

Con apenas cinco días ejercitándose con el Sporting, Uros Djurdjevic fue la referencia en ataque del cuadro rojiblanco. Tuvo ocasiones para marcar, pero no pudo. Aún así, la afición le agradeció el trabajo realizado en el campo. El serbio fue uno de los primeros futbolistas en abandonar el estadio. En un perfecto inglés destacó lo vivido durante el choque: «El Molinón es espectacular».

Antes de salir del terreno de juego, sustituido por Neftali, el ariete devolvió el aplauso a la grada. «Me sentí muy bien. Estoy muy feliz porque ganamos y es muy importante para todos», apuntó un delantero, que agradó en su primer encuentro con la camiseta rojiblanca.

Un discurso muy parecido fue el del también debutante Álvaro Jiménez. El extremo lo intentó por la banda derecha y dejó algún detalle de calidad. «Estoy impresionado», dijo el cordobés por todo el apoyo que recibió el equipo desde el primer minuto.

Álvaro conocía El Molinón y sabía cómo se vive el fútbol en la ciudad, pero subrayó que «hasta que no vives esto, no sabes realmente el calor que sientes de la afición en todo momento». El atacante espera que el estadio se convierta en un fortín para que «los rivales sepan que para ganar aquí van a tener que matarnos».

Ni un solo futbolista salió del vestuario con el rostro serio, pero uno de los más sonrientes fue André Sousa. El portugués se sintió cómodo sobre el césped. A diferencia de la primera jornada, Baraja le premió con la titularidad y respondió desde la medular. «Estoy muy contento porque hemos logrado una victoria y la afición nos ha transmitido su pasión», destacó el mediocentro, que prometió que el próximo disparo que realice desde la frontal terminará en gol: «Esta vez no pude marcar, pero el próximo disparo seguro que termina dentro».

Si el portugués fue el más sonriente, el más feliz pudo ser Hernán Santana. El día en el que cumplió 28 años, lo celebró con una victoria y con un gol. «Fue una jornada redonda tanto en lo personal como en lo colectivo», comentó. El canario realizó un análisis del partido y destacó «la solidez que demostramos en defensa y las ganas que demostró el equipo de ir a por los tres puntos».

Por último, Hernán explicó cómo vivió la jugada de su gol: «En esas situaciones cuando lo ves tan fácil es cuando más se complica. Entrenamos para decidir en milésimas de segundo y cuando tienes tanto tiempo, se te puede complicar.

 

Fotos

Vídeos