https://static.elcomercio.es/www/menu/img/tecnologia-asturias-innova-desktop.jpg

Refractarios desde Asturias para el mundo

Unos operarios trabajan en las instalaciones de Refractaria, ubicada en El Berrón (Siero)./Imanol Rimada
Unos operarios trabajan en las instalaciones de Refractaria, ubicada en El Berrón (Siero). / Imanol Rimada

La compañía Refractaria desarrolla innovadores productos en su planta de El Berrón con el apoyo del IDEPA y los fondos FEDER

SUSANA BAQUEDANO

«La importancia del refractario es fundamental en nuestra vida diaria». Quien lo dice es Juan José Meliá, director general de Refractaria, S. A., una empresa asturiana que este año ha cumplido su 70 aniversario y que en la última década ha dado un enorme salto hacia la internacionalización e innovación. Sus productos están hoy presentes en más de cincuenta países con visos de seguir expandiéndose. ¿Las claves del éxito? Meliá no titubea: «La gente, el equipo, un personal integrado por magníficos profesionales con un amplio sentimiento de empresa. Somos como una familia bien avenida. Se trata de compartir responsabilidades».

Los cimientos de esta compañía, que emplea a más de 90 trabajadores, están bien asentados desde su creación en 1948. «Mantenemos los valores de aquella época, como la atención máxima al cliente y el cumplimiento de los plazos, pero también nos hemos hecho más técnicos, profesionalizados e internacionalizados. Antes fabricábamos ladrillos y ahora además somos una ingeniería que ofrece numerosos servicios», apunta su director general.

Más información

Tecnificación

«Cualquier vidrio, metal, aluminio o estructura que utilizamos en el día a día necesita el refractario dentro de su proceso productivo, en la actualidad las exigencias de nuestros clientes nos obligan a estar en continuo desarrollo, lo que requiere una importante tecnificación en nuestros fabricados con combinaciones de multitud de elementos» explica Meliá. Por ello, Refractaria ha realizado una fuerte apuesta por la I+D+i que está teniendo buenos resultados y patentes para algunos de sus desarrollos, para lo cual cuenta con el soporte del centro tecnológico de materiales, ITMA. Y gracias al apoyo del Instituto de Desarrollo Económico del Principado (IDEPA) y los fondos FEDER, la compañía que tiene su sede en El Berrón (Siero), ha desarrollado proyectos elegidos como buenas prácticas que le han permitido desarrollar innovadores productos. Uno de ellos son los refractarios conformados sinterizados de alto rendimiento a partir de hormigones de fraguado químico y sin cemento. Se fabrican de una sola pieza, sin necesidad de juntas en su estructura y no contienen cemento en su composición. Además, entre de sus ventajas es que tienen una mayor vida útil, lo que repercute en una menor generación de residuos.

Otro proyecto ha consistido en el desarrollo de un nuevo producto refractario que contribuye a la mejora de la calidad del acero a través de la reducción de impurezas generadas durante el proceso de colado. Actualmente, la compañía trabaja en nuevos proyectos de I+D+i relacionados con la nanotecnología.

Los productos de Refractaria están destinados a diferentes sectores, como la industria del cemento, del acero, cerámica, fundición y aluminio, entre otros. Para mejorar su posición competitiva Refractaria hace un gran esfuerzo en el desarrollo de nuevos productos o mejoras de los existentes, lo que le confiere ventajas frente a sus competidores (productos con mejores resistencias, aumento de la refractariedad, baja permeabilidad a agresivos químicos, mejor comportamiento a bajas temperaturas, etc.)

Estas características, junto con el plan de internacionalización, le ha permitido estar presente en más de 50 países.

 

Fotos

Vídeos