El Gobierno local renuncia a crear la red de carriles bici por la crisis

Los planes para unir la zona Sur de la ciudad con Rivero y el paseo de la ría con Castrillón, quedan en el aire a causa de los recortes

JESÚS GONZÁLEZAVILÉS.
Dos ciclistas circulan por el paseo de la ría. ::
                             MARIETA/
Dos ciclistas circulan por el paseo de la ría. :: MARIETA

El Gobierno local ha decidido renunciar a impulsar la bicicleta como medio de transporte mediante la construcción de carriles bici debido a la crisis.

Fuentes municipales han explicado que los recortes presupuestarios que afectan también al Ayuntamiento han llevado a priorizar otros proyectos frente a la construcción de los anunciados carriles que dotarían de una vía de comunicación segura entre los barrios del sur de la ciudad y la calle de Rivero, así como del centro de la ciudad con Castrillón a través de la avenida de Conde de Guadalhorce y Las Arobias.

Así pues, el Gobierno local no prevé inversión alguna en infraestructuras ciclistas mientras la situación económica siga obligando a recortes presupuestarios y, con ello, priorizar el dinero disponible para inversiones en otro tipo de obras.

Los dos carriles mencionados tratarían de mejorar de forma notable la seguridad de los ciclistas para acceder desde los principales barrios de la ciudad, y de la comarca, al centro de la ciudad.

El estudio encargado por el Ayuntamiento y conocido a comienzos del pasado año establecía la posibilidad de habilitar un carril bici desde el paso de Larrañaga hasta Castrillón a través del paseo de la ría, que luego atravesaría la zona de Las Arobias. Esta infraestructura, que atravesaría una zona de alta densidad de tráfico pesado, tendría una complejidad elevada, según el estudio, y tendría un coste estimado de 2,8 millones de euros si se procediera, de paso, a urbanizar el entorno de Las Arobias por el que discurriera el carril. De ese modo, se unirían las actuales sendas para peatones y bicicletas de la ría -que unen el centro con Llaranes, Villalegre y La Luz, y próximamente con Trasona-, con la red de carriles bici de Castrillón.

El Pozón

La segunda de las propuestas planteadas por los técnicos pasa por la construcción de un carril que u el entorno de La Luz, El Pozón, La Rocica y Llaranes con la calle de Rivero a través de Los Canapés. Dicho carril permitiría a los ciclistas eludir el intenso tráfico de la zona, especialmente de Los Canapés y Gutiérrez Herrero.

En este caso, el estudio planteaba dos alternativas. Una de ellas partiría de la senda actualmente existente entre Llaranes, Villalegre y La Luz, para dirigirse hacia la avenida de Santa Apolonia. Desde allí, descendería hacia Gutiérrez Herrero por la zona de Los Canapés y desembocaría en la calle de Rivero, que como todo el casco histórico es peatonal y 'ciclable'.

La segunda opción partiría directamente desde el barrio de La Luz por la calle de Santa Cecilia hasta Santa Apolonia, y desde allí continuaría hacia Rivero siguiendo el trazado propuesto en la primera alternativa.

Sea cual fuera la alternativa que se eligiera en este caso, la previsión de gasto en este caso era ligeramente inferior a los 200.000 euros.

Así pues, esos tres millones de euros permitirían establecer una red de carriles que permitiera a quienes utilicen la bicicleta como medio de transporte entre los barrios y el centro de la ciudad eludir aquellos puntos con mayor intensidad de tráfico, especialmente tráfico pesado. No obstante, la crisis ha llevado a que el proyecto se tenga que aparcar, al menos hasta que la situación económica mejore.