El secretario nacional de NNGG afronta las elecciones como «una segunda oportunidad»

J. C. D.POLA DE SIERO.
La junta directiva de NNGG celebrada ayer en Pola. ::
                             SEVILLA/
La junta directiva de NNGG celebrada ayer en Pola. :: SEVILLA

El secretario nacional de Nuevas Generaciones del PP, Javier Dorado, calificó ayer en Pola de Siero la cita electoral del 25 de marzo como «una segunda oportunidad» para traer el cambio político que se ha producido en la mayoría de las comunidades españolas y en el Gobierno de la nación. Dorado presidió ayer en el auditorio de la villa la reunión de la junta directiva regional de NNGG, que se centró en planificar la nueva cita con las urnas.

Para Dorado, el Gobierno autonómico que preside Francisco Álvarez Cascos «no ha sabido gestionar los problemas de Asturias y esa incompetencia se ha plasmado en la convocatoria de elecciones». El secretario general cree que la región puede elegir ahora «un proyecto consolidado, alejado de personalismos y basado en una forma concreta de gobernar». El principal objetivo pasaría por «dar a los jóvenes y a los asturianos la oportunidad de encontrar un empleo, que es el mayor drama de nuestra sociedad, pero sin cortoplacismos y con una política austera y responsable, que es lo que realmente necesitamos».

Dorado reivindicó el protagonismo de los jóvenes del partido en la nueva candidatura autonómica del PP. «En Asturias tenemos uno de los equipos de Nuevas Generaciones más preparados de España y su secretario general, Pablo Álvarez Pire es una persona modélica por su capacidad de trabajo y su implicación en el proyecto del Partido Popular».

Asistentes

A la reunión de la junta directiva regional de NNGG asistieron el secretario general del PP de Asturias, Fernando Goñi; la presidenta de la Junta Local del PP de Siero, Beatriz Polledo; el secretario general de Nuevas Generaciones de Asturias, Pablo Álvarez Pire, y el secretario general de NNGG de Siero, el concejal David Ordóñez.

Goñi eludió comentar cómo se encuentra el expediente de expulsión de los cuatro ediles de Siero que apoyaron la moción de censura contra el alcalde socialista, Guillermo Martínez, y se limitó a remitir al Comité de Derechos y Garantías del partido, que es quien debe resolver esta suspensión de militancia.