El Principado garantiza la incorporación de los eventuales del hospital en la bolsa del Sespa

La integración del equipamiento médico en la red pública dejaba a unos 40 empleados con dificultades para renovar sus contratos

A. INGUANZOARRIONDAS.

José María Navia-Osorio, consejero de Sanidad del Principado de Asturias, confirmaba ayer durante una visita al Hospital del Oriente de Asturias 'Francisco Grande Covián' que «formalizaremos y aclararemos definitivamente la situación de los trabajadores eventuales de este centro» después de que, la integración del centro en la red pública, les hubiera dejado en una situación laboral complicada. «Desde luego tienen toda la razón, se encuentran en una situación injusta a la que le hemos encontrado solución», confirmó.

El consejero mantenía ayer varias reuniones, acompañado del director gerente del Servicio de Salud Pública del Principado de Asturias (Sespa), Juan Azcona. En una de ellas, ambos pudieron escuchar de primera mano las inquietudes del comité de empresa y de una representación de los propios trabajadores eventuales. «Les hemos despejado sus dudas en cuanto al futuro profesional y, sobre todo, al futuro laboral de sus trabajadores, y hemos tranquilizado a los propios empleados, que tenían miedo a quedarse descolgados en este proceso de transición», explicaron. «El ánimo de la Consejería y de la Gerencia del Sespa es de solucionar los problemas, y yo creo que en 48 horas estará definitivamente resuelto y aclarado su futuro, que será bueno», confirmó Navia-Osorio.

Por su parte Azcona insistió en que «en ningún momento hubo conflicto, sólo hubo preocupación». Incluso reconoció que «desde el primer instante sabíamos que esto se iba a producir y que había que darle una solución, que ya teníamos prevista. Esto se lleva negociando semanas». Una vez aclaradas las medidas a adoptar por parte del Gobierno del Principado y del Sespa para evitar que estos trabajadores queden descolgados del proceso de integración, el consejero daba ayer su palabra a los trabajadores de que «el jueves quedará todo solucionado».

30 o 40 personas

La noticia de la integración del centro hospitalario de Arriondas en el Sespa la semana pasada fue acogida positivamente por gran parte de los 300 trabajadores del centro, ya que sus contratos serán subrogados para pasar directamente a ser empleados fijos de la red pública. Sin embargo, para un grupo minoritario, de unas 30 o 40 personas, con contratos eventuales, esta integración podría haber acarreado importantes problemas ya que, a priori, estarían en desventaja a la hora de optar a nuevos contratos en el equipamiento médico. Incluso, el personal no sanitario, celadores y auxiliares administrativos, no tendría opciones a incorporarse a la bolsa de trabajo del Sespa.

Navia-Osorio explicó que «el problema de los eventuales me parecía muy injusto». «Al crearse una única gerencia del Área Sanitaria VI, la bolsa de empleo pasa a ser la que había de Atención Primaria. Estas personas nunca habían necesitado entrar en esta bolsa, ni siquiera participar en un proceso selectivo. Las organizaciones sindicales parecen estar de acuerdo con que, de manera excepcional, se abra la bolsa para todos estos trabajadores», determinó.

El presidente del comité de empresa del hospital parragués, Ignacio Rodríguez Campos, declaraba ayer tras el encuentro que ahora «el sentimiento que reina entre los trabajadores es de optimismo. La población tiene que estar contenta. El personal con el que cuenta este hospital es gente joven, con ganas de trabajar y mucha responsabilidad. Vamos a formar parte de la red pública. Eso es estupendo».

El consejero de Sanidad explicaba también que ahora únicamente resta dar un último paso para finalizar el proceso. «Se creará una comisión liquidadora para que haga un arqueo de la situación actual y se liquide el patrimonio de la fundación», figura a través de la que se desarrollaba la gestión y financiación del centro hasta la fecha.

Los cambios a partir de ahora se irán notando progresivamente aunque, en principio, «no tenemos previsto de manera inmediata ampliar nuevos servicios en el hospital del Oriente», aclaró el consejero. El hospital inicia ahora la puesta en marcha de una junta técnico-asistencial, un elemento más de normalización del funcionamiento en el Sespa. «Esta administración será la junta asesora de la dirección, la que planificará los desarrollos del centro hospitalario», puntualizó.