Olímpicos con el teclado y el ratón

Los premios individual y por equipos fueron a parar a los institutos Aramo, de Oviedo, y Batán, de Mieres. Hubo mención especial para el Jovellanos 50 estudiantes de Secundaria miden sus conocimientos en informática

Ó. CUERVOGIJÓN.
Los premiados en la Olimpiada Informática, ayer, durante la ceremonia de entrega. ::
                             LUIS SEVILLA/
Los premiados en la Olimpiada Informática, ayer, durante la ceremonia de entrega. :: LUIS SEVILLA

«Es muy importante que los apoyos a este tipo de iniciativas vayan creciendo, merecen mucho la pena». Son las palabras de Hilario López, director de la Escuela Politécnica de Ingeniería (EPI), quien agradeció a los más de 50 estudiantes que ayer participaron en la Olimpiada Informática sus ganas de aprender. Unas palabras que compartió y amplió Benjamín López, de la Escuela de Ingeniería Informática de Oviedo, donde comenzó la prueba la pasada semana. «Os animo a ser emprendedores, no solo a pensar en ser contratados por una empresa», señaló, mientras Óscar Castro, decano del colegio de ingenieros informáticos de Asturias, apuntaba al medio centenar de estudiantes que la informática «no solo es el Tuenti y el Facebook». Algo que les debió de quedar muy claro a todos los estudiantes, que pusieron las cosas muy difíciles a los miembros del jurado encargados de decidir quiénes habían sido los más brillantes durante estas dos jornadas de iniciación en torno a la informática.

Finalmente, tras una larga espera y algún que otro nervio entre medias, Jorge López, del IES Batán de Mieres, de imponía en la categoría individual. La prueba por equipos se fue finalmente a Oviedo, al IES Aramo, gracias al buen hacer y pasión demostrados por Javier Castro, Alberto Rodríguez y Jesús Soriano. Unas distinciones que provocaron la incredulidad de varios premiados, que con cierta vergüenza, recogieron sus diplomas -además de algún que otro regalo de carácter tecnológico- con la boca abierta.

La lista de premiados la completaron, en categoría individual, Pablo García (IES La Magdalena, de Avilés) y David González (IES Monte Naranco, Oviedo). Mientras, Siro González y Jorge López (IES Batán, de Mieres), y Jesús Ángel García y Nicolás Suárez (RIES Jovellanos, de Gijón), cerraron los puestos de honor en la categoría por grupos.

Además, hubo cuatro menciones especiales. Fueron para Aida Casavieja y David Iglesias (RIES Jovellanos), y Álvaro González (IES Número 1, de Gijón). El RIES Jovellanos, como institución, también logró una distinción. Fue el instituto que más estudiantes aportó a esta edición de Olimpiada Informática. «Solo esperamos que el próximo año crezca todavía más», sentenció Hilario López, director de la EPI.