Pando garantiza la seguridad y accesibilidad de la nueva pasarela de Ventanielles

«El apoyo de la rampa no se va a caer, simplemente la tierra ha arroyado con la lluvia», afirma el edil

ANA SALASOVIEDO.
Una imagen de las obras de la pasarela. ::
                             PIÑA/
Una imagen de las obras de la pasarela. :: PIÑA

El concejal de Urbanismo, José Ramón, 'Joe', Pando, salió ayer al paso de las críticas y dudas sembradas por los miembtos de la plataforma 'Imagina un bulevar', que defiende la transformación del acceso desde la 'Y' en una vía urbana, sobre la seguridad y la futura accesibilidad de la pasarela, ahora en construcción, entre Ventanielles y Los Prados. El edil afirma que el terraplén en el que se apoyará la rampa de acceso «no se va caer, sino que simplemente la lluvia ha causado que el material arroye». La tierra se sujetará con una plantación vegetal y matiza que «la pasarela no se apoya en dicho terraplén, sino que se encuentra micropilotada, como corresponde a las conclusiones de los estudios geotécnicos efectuados».

La plataforma mostró, el sábado a pie de obra, su preocupación por los problemas geológicos de Ventanielles, con varias balsas de agua y masas de yeso que han dado más de un susto como, cuando en 1999, una manzana entera se hundió como consecuencia de las obras del aparcamiento subterráneo junto al Palacio de los Deportes. «Desconocemos qué consecuencias puede tener para la estabilidad de la infraestructura que se asienta sobre un terreno que se viene abajo; un amontonamiento que no drena y no se sostiene», alertó ayer Manuel Carrero, miembro de la plataforma y arquitecto.

El responsable de Urbanismo insiste en que la asociación «repite nuevamente los argumentos, que ya se demostraron falsos» en las obras de reurbanización de Guillén Lafuerza el año pasado. «Ni las casas se cayeron, ni las obras provocaron grietas, ni los vecinos están descontentos, sino que el nuevo acceso es cada vez más usado por los residentes de Ventanielles», afirma en su comunicado.

El edil describe los trabajos y enumera sus ventajas respecto al paso actual, que será derribado este mes. El acceso desde Ventanielles, destaca, se compone de escalera cuatro veces más ancha que la de la pasarela a derribar y «de una rampa de acceso, que sí, efectivamente tiene una elevada longitud, precisamente para cumplir las normas de accesibilidad que la asociación reclama». Y acusa a la plataforma de no decir la verdad «cuando afirma que la pendiente de acceso tiene más de un 8%» de desnivel. Añade, que las presuntas modificaciones a las que aluden los vecinos no existen, sino que se trata de las mejoras en la urbanización propuestas por la contratista Assignia Infraestructuras en la licitación.

El remate de la pasarela nueva y el desmontaje de la vieja obligarán a cortar de nuevo el acceso desde la autopista este mes.