Los colegios públicos salen a la calle contra el recorte de 175 docentes

Los sindicatos plantan a la consejería en la negociación sobre las plantillas de profesorado y Educación tacha la medida de «injustificada»

A. VILLACORTA
La comunidad educativa del gijonés Colegio Público Laviada cortó ayer la avenida de Carlos Marx. ::                             JOAQUÍN BILBAO/
La comunidad educativa del gijonés Colegio Público Laviada cortó ayer la avenida de Carlos Marx. :: JOAQUÍN BILBAO

oviedo. 'La consejera miente'. Con pancartas como esa salieron ayer a la calle alumnado, familias y profesorado de los colegios públicos gijoneses Laviada, Asturias y Los Pericones, que han conformado un frente común como parte de los centros directamente afectados por el recorte de las plantillas docentes auspiciado por la Consejería de Educación del Principado para el próximo curso.

Esta punta de lanza de la 'marea verde' cuenta con el respaldo incondicional tanto de los sindicatos educativos, que denuncian «una reducción neta de 175 plazas de funcionarios docentes de los distintos cuerpos y especialidades», como del Movimiento Social por la Escuela Pública, enfrascado también en cómo organizar «la resistencia frente a la LOMCE» en la región.

Y si, al término de la jornada escolar, los centros educativos escenificaron con cortes de tráfico y concentraciones una situación que, aseguran, los deja al límite de efectivos y compromete la calidad educativa, apenas dos horas más tarde las organizaciones sindicales plantaban a la consejería liderada por Ana González. Fue en la Mesa Sectorial de Educación y ante lo que consideran la «cerrazón de la consejería que, en absoluta ausencia de talante negociador, se niega a convocar mesas técnicas de trabajo para estudiar, plaza a plaza y centro a centro, la enorme cantidad de supresiones de plazas que se proponen para el próximo año». O lo que es lo mismo: «A llevar a cabo una negociación real». Y, por ejemplo, «la Administración se niega» incluso a facilitarles «los datos relativos a las unidades autorizadas, un documento indispensable» para negociar.

Por todas esa razones, SUATEA, ANPE, FETE-UGT y CC OO ni siquiera entraron a la reunión, pero sí emitieron un comunicado conjunto en el que elevaron a 640 las plazas suprimidas en los últimos cuatro cursos y denunciaron que, este año, el tijeretazo «se ceba con el cuerpo de maestros». Y, así, «en la especialidad de Primaria desaparecen 90 plazas netas», mientras que «en Infantil se recortan 23 plazas». Y eso, en centros educativos públicos «consolidados y con demanda de las familias» a los que la reducción de unidades condenará a una «lenta desaparición, en unas zonas en las que se pretende favorecer claramente a los centros concertados».

SUATEA remitió también una carta abierta a Ana González en la que trata de desmontar, centro a centro y plaza a plaza, «las mentiras de la consejera», que ha preguntado: «Yo lo que quiero saber es qué grupo escolar no tiene los recursos que necesita de acuerdo con los acuerdos de plantilla que tenemos con los sindicatos». El director general de Personal Docente y Planificación Educativa, José Antonio Fernández Espina, tildó de «injustificada» la decisión de los sindicatos de no acudir a «la mesa con la que se cierra el proceso de negociación de las plantillas de profesorado» para 2014/2015.