«Tengo la tensión, el colesterol y el azúcar por las nubes»

Aníbal Vázquez, que en septiembre de 2013 sufrió un accidente de quad, delega temporalmente su cargo en el vicealcalde

ALEJANDRO FUENTEMIERES.
«Tengo la tensión, el colesterol y el azúcar por las nubes»

Tiene 59 años para cumplir pronto los 60. El alcalde de Mieres es relativamente joven, pero los malos hábitos de vida, comentaba ayer, y la propia acción del gobierno y su actividad diaria -«hay días que salgo a las cuatro de la tarde y eso afecta a las comidas- ha causado mella en su salud. Por eso, Aníbal Vázquez compareció ayer en su despacho (lugar poco acostumbrado para ruedas de prensa del regidor de IU) para anunciar que se coge unos días de descanso, porque así se lo han recomendado los médicos. «Necesito tranquilidad para recuperarme» y parece que en el Ayuntamiento no la encuentra. Informó de que presenta un cuadro preocupante, pero no grave: «Tengo la tensión, el colesterol y el azúcar por las nubes. Hay que bajarlos al planeta tierra». Por eso, delega la Alcaldía por un plazo indeterminado. Aunque al principio dijo que por un mes, luego rectificó y señaló que sería por el tiempo que hiciera falta.

El pasado jueves día 13, en la inauguración de una zona de juegos en la escuela de 0 a 3, el regidor comentó que tuvo que dirigirse de urgencia al Hospital Álvarez-Buylla. «No soy de los que acuden al médico a la primera, pero ya llevaba unos días con una parálisis nerviosa en un ojo». Allí le hicieron una serie de análisis y le informaron de que había parámetros fuera de control. «Yo ya me medicaba para el colesterol y para la tensión. Y ahora también lo tendré que hacer para el azúcar». Las recomendaciones son las normales para este tipo de casos. Además de la ya mencionada tranquilidad, «me han mandado caminar, respetar los horarios de las comidas y seguir un régimen».

Preguntado por EL COMERCIO sobre su hábito de consumo de tabaco, Vázquez resopló y admitió que estaba intentando dejarlo. «Antes fumaba más de paquete y medio y ahora me fumo unos cuatro pitillos al día. Ye duro, pero hay que intentar dejarlo; cuando hay problemas, hay que poner soluciones».

Durante su intervención estuvo arropado por la cúpula de Izquierda Unida en el concejo y por el núcleo duro de su gobierno, como el vicealcalde, Manuel Ángel Álvarez, y el concejal de Personal, Juan José Menéndez. La delegación del cargo se hace efectiva hoy en la figura del vicealcalde. «Me voy con total tranquilidad porque al frente se queda un equipo que trabaja muy bien, como en ocasiones anteriores», apuntó el regidor. Esa 'otra ocasión' fue en septiembre del año pasado cuando Vázquez tuvo que dejar la Alcaldía por un grave accidente de quad en el que se rompió el brazo derecho, tuvo que ser rescatado en helicóptero e intervenido quirúrgicamente. De hecho, todavía sufre secuelas y dolores por el suceso, aunque ayer quiso desvincular la baja de esta dolencia. «Me tengo que medicar todavía todos los días por el brazo para no tener que entrar otra vez en el quirófano», detalló.

El principio de las dolencias

Vázquez quiso desvincular una baja con la otra, pero la mala racha en la salud del regidor comenzó en esa excursión en la que perdió el control del quad. Fue a mediados de septiembre, cuando se dirigía a visitar la excavación arqueológica en el Pico Llagüezos, en Lena. Delante de él, también en quad, iba el regidor de este concejo, Ramón Argüelles, y completaba el grupo el portavoz del PP, Ramón María Marinero. «No perdió en ningún momento el sentido. Lo tapé y llamé al servicio de emergencias y, ante la imposibilidad de que una ambulancia accediera a la zona, acudió al rescate un helicóptero medicalizado que lo trasladó al Hospital Central», explicó entonces el regidor lenense. A los pocos días, el alcalde mierense era operado por la rotura de su húmero derecho. Reapareció el 2 de octubre con el brazo en cabestrillo durante la visita al concejo del presidente de la Junta, Pedro Sanjurjo.

Por otro lado, desde la oposición, concretamente desde el PP, se ve esta baja médica como un síntoma más del «cansancio» que aprecia en la figura del Vázquez. El secretario general de los populares, Luis Miguel Fernández Berandón, señaló en una reciente entrevista a este periódico que el regidor «está en una situación complicada que requiere fuerza e iniciativa, y ser buena persona no soluciona los problemas del concejo». «No sé si repetirá como candidato. Hay días que viendo su aspecto, la desesperación y los conflictos de dentro de su partido, parece que no, pero nunca se sabe» aseguró el edil popular.