«Si no llega a ser por el río, pasa el fuego», recuerdan en Soto de los Infantes

Bomberos trabajando en Soto de los Infantes. /
Bomberos trabajando en Soto de los Infantes.

El viento es la principal preocupación en esta localidad de Salas donde se espera que la acción de los medios aéreos evite que la situación se agrave

ELCOMERCIO.ES

Los bomberos que desde esta mañana trabajan para sofocar el incendio de Soto de los Infantes, en Salas, esperan la llegada de medios aéreos para que puedan trabajar «con un poco más de efectividad» ante las rachas de viento «para cortar el fuego a nivel de cresta», según el jefe de Bomberos de la zona Centro Francisco Barreñada. Se refiere a los dos helicópteros de la Unidad Militar de Emergencia (UME), uno de extinción y otro de coordinación, que, desde La Morgal, se trasladarán a la zona. No obstante, y pese a que es un apoyo fundamental para los trabajos de extinción, el propio Barrañada reconoce que la intensidad del fuego no es «voraz».

Pese a que la situación ha mejorado, la de este lunes a sido, para los vecinos de esta localidad, una noche en vela debido a la preocupación por las intensas llamas y el humo. Cecilia Prieto la recuerda con «mucho pavor y mucho miedo». Una angustia que, además, se vio intensificada por sus problemas respiratorios que sufrió debido a la alergia que padece. «Pensé que me ahogaba con el humo«, recuerda. Más aliviados, esta mañana agradecían a los efectivos que trabajaron en la extinción su trabajo y celebraban estar al otro lado del río. »Si no llega a ser por el río, pasa el fuego«, señalan, indicando que las llamas cruzaron desde el concejo vecino de Belmonte de Miranda.

En este concejo, uno de los 15 donde se intensifican las labores, las llamas afectan especialmente a zona de matorral y hojarasca y, según indicó el propio Barrañada, no peligra a ninguna zona de valor ecológico o bienes personales. El de Salas es uno de los 44 incendios forestales que se registran en la región, de los cuales ocho están controlados, 15 activos y 21 en seguimiento, según información actualizada por el Servicio de Emergencias del Principado de Asturias (SEPA).

Ante esta situación, el consejero de Presidencia y Participación Ciudadana declaró, a la vista de la situación este domingo, el paso a situación 2 del Plan de Incendios Forestales del Principado de Asturias (Infopa), fase que ya implica la intervención de medios de la UME. El Plan de Incendios se activó el pasado jueves 28 de febrero en situación 0, después de que comenzasen a proliferar los fuegos el pasado sábado 23 de febrero. Además de Salas, las labores de extinción se concentran en Cangas de Onís, Lena, Llanes, Onís, Parres, Piloña y Valdés.

La Unidad Militar de Emergencias (UME) tiene desplegados a sus efectivos en tres incendios forestales. En la zona occidental, en el concejo de Salas, en un incendio localizado en Soto de los Infantes. Para este incendio también se ha movilizado la brigada de refuerzo (Brif) de Tineo y está previsto que se incorpore un Kamov movilizado por el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación.

En la zona oriental la UME se encuentra trabajando en Cangas de Onís, en un incendio en Llordón donde está previsto que se desplacen los dos hidroaviones del ministerio y donde está trabajando uno de los helicópteros del SEPA. El otro incendio donde trabaja la UME está localizado en Naves, en Llanes.

Síguenos en: