Eurofer advierte de una «tormenta perfecta» para el acero que puede devolverlo a la crisis

Eurofer advierte de una «tormenta perfecta» para el acero que puede devolverlo a la crisis

La patronal siderúrgica critica el aumento de los cupos exentos de arancel y denuncia la pérdida local de mercado

N. A. E. GIJÓN.

El sector del acero en Europa está viviendo una «tormenta perfecta» que puede devolver a su industria a una «crisis severa». Así lo advierte Eurofer, la patronal siderúrgica del viejo continente, que alerta de los efectos que pueden tener en los productores locales los crecientes volúmenes de importación, el estancamiento del crecimiento económico, los altos y volátiles costes de las materias primas y el fuerte aumento del precio del CO2.

«El impacto de las importaciones, que aumentaron en 2018, ha golpeado de lleno», asegura el director general de Eurofer, Axel Eggert. Según las cifras que maneja, el mercado de la UE creció el año pasado un 3,3%, sin embargo las importaciones se incrementaron un 12,6% y las entregas nacionales apenas lo hicieron un 1,7%, lo que supone una pérdida de cuota de mercado.

La patronal advierte, además, de que la situación irá a peor. En 2019 está prevista una caída de la demanda de un 0,4% y, a la par, una relajación de las medidas de salvaguarda comercial. En febrero el cupo exento de aranceles ya aumentó un 5% y está previsto que haya otras dos revisiones al alza del 5%, una en julio y otra el año que viene. Este aumento «corre el riesgo de exprimir al sector siderúrgico de la UE», alerta Eurofer, «ya que estará expuesto a la creciente presión de las importaciones en un mercado en retroceso».