El zulo hallado en el Naranco contenía armas vinculadas a grupos delictivos

El zulo al que se accede a través de un sendero ubicado junto a las antenas de televisión del aparcamiento del Naranco y al fondo la ciudad de Oviedo. /
El zulo al que se accede a través de un sendero ubicado junto a las antenas de televisión del aparcamiento del Naranco y al fondo la ciudad de Oviedo.

La Policía descarta que pertenezcan a cazadores o procedan de algún arsenal oculto de la Guerra Civil

CECILIA PÉREZ

Armas. Este es el contenido que albergaba el «extraño» zulo hallado por un paseante hace más de veinte días en el monte Naranco y cuyo descubrimiento motivó una investigación policial, aún en curso. Según ha podido saber este periódico, el arsenal podría estar relacionado o bien con grupos terroristas o con algún atracador que utilizase la cavidad para esconder las armas. Por su tipología, queda descartado que las armas sean vestigios de la Guerra Civil, muy presentes en todo el territorio del monte Naranco, y tampoco se trata de armamento de caza.

En cuanto al número incautado no ha trascendido, pero lo que sí han confirmado fuentes oficiales de la Policía Nacional es que la investigación está «judicializada». Esto es, todo el proceso está bajo la tutela de un juzgado de instrucción y se guarda absoluto «secreto» sobre ella.

También se sabe que las investigaciones las están llevando a cabo dos unidades de la Policía Nacional: la Brigada de Información y la Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta de la Jefatura Superior de Policía Asturias.

La actuación de la primera viene motivada por averiguar si las armas pudiesen estar vinculadas a actividades terroristas, algo que en principio parece descartado, según ha podido saber EL COMERCIO. Por su parte, el papel de la Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta se concentra en investigar si el arsenal pertenecen a algún «atracador» que utilizase el zulo para esconder las armas allí.

Fuentes policiales afirmaron que en el momento que la investigación se judicializa «es porque tiene que haber algo», no precisaron más porque la investigación es «secreta» pero sí apuntaron que la aparición de las armas es «factible».Fue el pasado domingo cuando trascendió a la luz pública la existencia de este zulo. Sin embargo, la Policía Nacional ya tenía conocimiento de él mucho antes.

El hallazgo

Un paseante se topó con el zulo en una zona de eucaliptal muy próxima a las antenas de Radio Televisión Española, junto al aparcamiento del Naranco. Para acceder a su localización hay que atravesar un sendero que parte de las instalaciones televisivas, bastante escondido por culpa de la maleza y los matorrales. No es fácil de ver y discurre por zona montañosa. Tras descender unos metros por ese camino y desviarse a la derecha se llega al lugar donde el paseante descubrió el zulo y las armas.

Ese día no dudó en llamar a la Policía Nacional. Los primeros en acudir al lugar fueron los efectivos de laPolicía Científica. Tras documentar el hallazgo y recabar las primeras pistas procedieron a desmantelar el zulo.

Lo primero que trascendió de este hallazgo fue que pudiera haberse construido para albergar personas. Sin embargo, su existencia ocultaba algo más inquitente: las armas cuya procedencia está investigando tanto la Brigada de Información como la Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta de la Jefatura Superior de Policía de Asturias

A día de hoy, la cavidad permanece cubierta, acordonada y con una señal de peligro para evitar cualquier tipo de accidente mientras las labores de investigación continúan a la espera de ofrecer los primeros resultados de esta investigación.