La Rioja organizar una ruta del calimocho para «acercar el consumo del vino a los jóvenes»

Los hosteleros de La Rioja y Coca-Cola se adelantan a la posible polémica del evento: “cuanto mejor sea el vino, mejor será el calimocho”

JAVIER CAMPOS logroño

El mejor calimocho del mundo se puede hacer con el mejor vino de Rioja". Tal fue el argumento sobre el que los responsables de Hostelería Riojana de la FER y de Coca-Cola hicieron girar la presentación de la denominada "I Ruta del Calimocho", que se desarrollará en Logroño del 9 al 26 de junio y que aspira a consolidarse en la tierra con nombre de vino a la espera de que al menos hasta medio centenar de locales hosteleros se sumen a la iniciativa.

Los organizadores, que cuentan con la colaboración del Ayuntamiento de la capital, quisieron adelantarse a posibles polémicas y no se ahorraron explicaciones desde un principio. "Cuanto mejor sea el vino, mejor será el calimocho", dijo el presidente de la asociación hostelera regional, Francisco Martínez-Bergés, "al igual que el mejor gin-tonic se hace con la mejor ginebra". Antonio Domingo Lázaro, responsable de Coca-Cola en La Rioja, habló de "revitalizar y dar valor a un combinado tradicional, denostado en ocasiones, dándole una vuelta" y concluyó que "si para hacer buen calimocho, hace falta un buen vino, el mejor es el de aquí".

Tanto uno como otro hablaron de la iniciativa como otra forma de introducir a los jóvenes en el consumo del vino de Rioja, "ante el terreno que le está comiendo la cerveza", y destacaron la alianza "con una bebida tan juvenil como la Coca-Cola como punto de partida para que el hábito vaya cambiando". "Sabemos que el consumo, y el ejemplo del gin-tonic es el más claro, funciona por modas", dijo Martínez-Bergés, tirando de experiencia.

La "I Ruta del Calimocho", que tendrá su inicio con una gran fiesta de lanzamiento el próximo 8 de junio cada establecimiento participante tendrá a su disposición señales, posavasos, carteles, camisetas y otros productos de "merchandising", se plantea en forma de concurso y como una llamada a la innovación pues hablar de calimocho no sólo es hacerlo de tinto, "sino también de claro, blanco o incluso vermú".

Inscripciones hasta el jueves

Cada local, eso sí, tendrá libertad en los precios, en la calidad del vino que puedan servir y en la preparación de cada combinado, que se quiere volver a poner de moda "como una bebida fresca y diferente". Todos aquellos interesados se podrán inscribir hasta el próximo jueves 2 de junio a fin de ser incluidos en el "merchandising" y, al final de las más de dos semanas de concurso, se entregarán hasta tres premios: a la mejor preparación, a la mejor presentación y al mejor sabor.

El público podrá votar a través de una web creada especialmente para el evento, y supondrá el 25 por ciento de la puntuación total, correspondiendo el 75 por ciento restante a un jurado profesional. Los premios en sí, consistentes en el correspondiente trofeo acreditativo, se verán completados con publicidad de los ganadores en medios de comunicación, según desvelaron tanto Martínez-Bergés como Domingo Lázaro, aunque esto último no está cerrado.