El terreno de juego aguantó para que el derbi asturiano se pudiera disputar sin mayores consecuencias. El Carlos Tariere se vistió de gala para vivir el encuentro entre el Real Oviedo y el Sporting cuyo guión fue el esperado. Un partido con poco fútbol en el que ganó el que más acertado estuvo en el área rival.

El Oviedo llegó a la cita con una racha de nueve jornadas sin conocer la derrota y el Sporting con la asignatura pendiente de sumar tres puntos lejos de Estadio de El Molinón No fue un gran espectáculo futbolístico, pero en la primera mitad quedó demostrado que no era un partido más.

La intensidad de los dos equipos, las aficiones animando a sus jugadores respectivamente y los dos goles que firmaron Jony y Mossa dejaron una primera mitad entretenida con varias ocasiones para los dos conjuntos.

2 Real Oviedo

Alfonso, Diegui, Carlos H., Forlín, Christian F., Mossa, Folch, Rocha, Aarón (Yeboah, m. 64), Saúl Berjón (Fabrinni, m. 90)y Linares (Toché, m. 76).

1 Sporting

Mariño, Montoro, Álex Pérez, Barba, Canella, Álex Bergantiños (Hernán, m. 67), Sergio Álvarez, Carmona (Nano, m. 63), Jony, Castro (Rubén García, m. 55) y Santos.

goles
0-1: m. 20, Jony. 1-1: m. 31, Mossa. 2-1: m. 46, Mossa.
árbitro
López Toca (Cantabria). Amonestó a Christian, Aarón, Johannesson en el Oviedo. Bergantiños, Carmona, Barba fueron amonestados por parte del Sporting.
incidencias
partido disputado en el Carlos Tartiere ante 26.638 espectadores.

El cuadro de Anquela rondó la portería de Mariño en los primeros minutos, pero el equipo que golpeó primero fue el Sporting. Jony se aprovechó de una serie de rechaces dentro del área para estrenar el marcador.

La alegría para los sportinguistas duró diez minutos. Fue lo que tardó Mossa en igualar la contienda con un disparo ajustado al palo izquierdo de Mariño, que poco pudo hacer el guardameta.

Hubo otro tanto antes del descanso. De Linares. El delantero se anticipó al guardameta visitante y cabeceó al fondo de la portería rojiblanca un centro medido desde la banda derecha. El asistente levantó el banderín por fuera de juego del atacante.

El gol que sí subió al luminoso fue el segundo del Oviedo nada más comenzar la segunda parte. De nuevo Mossa fue el autor del gol. Tras una falta lateral, el futbolista del Oviedo levantó al estadio con un potente disparo que se coló por la escuadra de la meta rojiblanca.

Apenas un minuto había transcurrido tras el descanso y el Oviedo le había dado la vuelta al marcador. Con la ventaja, los locales se posicionaron mejor sobre el terreno de juego y apenas sufrieron en su área. Al Sporting le faltó, de nuevo, personalidad, intensidad y juego lejos de El Molinón. Volvió a ser inofensivo fuera de Gijón.

El derbi se lo llevó el equipo que más méritos hizo para sumar los tres puntos en el Carlos Tartiere. El Oviedo fue mejor. Jugó sus bazas y se llevó el derbi para continuar en la zona alta de la clasificación. Mossa decidió el encuentro y fue el inesperado protagonista del derbi, con permiso del césped del estadio ovetense.

Más información

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos