«Las previsiones han fallado»

«Las previsiones han fallado»

La nieve se queda en las cotas más altas de la Cordillera y la lluvia impide que se acumule

LUIS ENRIQUE GONZÁLEZGijon

La ola de frío se queda a medias en su llegada a Asturias. Las nevadas no han sido tan copiosas como se esperaban ni los termómetros han marcado mínimas tan bajas como las previstas. Esto ha afectado a la apertura de la Estación Invernal y de Montaña Valgrande-Pajares, por ejemplo, que este miércoles por la mañana todavía no tenía una fecha fija de apertura, aunque esperan que este viernes puedan inaugurar la temporada si las condiciones climatológicas lo permiten.

Su director, Francisco Javier Martínez, prefería ser paciente y esperar para abrir la estación con un buen número de kilómetros esquiables y las pistas en las mejores condiciones posibles. La lluvia caída durante las noches pasadas dificultaba especialmente el trabajo, ya que retira parte de la nieve y generar placas de hielo.

La cota de nieve se quedaba en torno a los mil metros y ni siquiera llegaba al pueblo de Pajares, donde sus vecinos ya no hacen caso de las predicciones meteorológicas, la mitad de las veces no aciertan, decía Marina Fernández, que había salido de casa para comprar el pan. Jesús García no notaba una mañana especialmente fría, aquí estamos acostumbrados a esto y a bastante más, para continuar añadiendo que el tiempo está cambiando muchísimo, antes caía una helada y enseguida nevaba, ahora caen treinta y no nieva. Tampoco veía normal la lluvia caída en Brañillín con temperaturas bajo cero y que ha retrasado la apertura de la estación.

Los 25/30 cm de nieve acumulada se cuidan con sumo cuidado en Valgrande Pajares, donde son conscientes de que dependen de los factores externos y no quieren hablar de salvar o no la temporada, aunque si fuera noviembre, estaríamos hablando seguramente con una sonrisa más amplia según el director. Las bajas temperaturas previstas para los siguientes días ayudarán a consolidar la base formada, nieve dura difícil de esquiar para los principiantes pero nieve al fin y al cabo.