Un camión pierde una rueda y provoca dos heridos en el corredor del Nalón

Varios agentes de la Guardia Civil, junto al camión implicado en el accidente. / J. M. PARDO
Varios agentes de la Guardia Civil, junto al camión implicado en el accidente. / J. M. PARDO

Chocó contra un todoterreno que dio varias vueltas sobre el asfalto y arrolló a un operario de obras

MARTA VARELA BLIMEA.

Un cúmulo de circunstancias adversas provocaron ayer tarde que dos personas resultasen heridas tras un accidente por alcance en el kilómetro 14,2 del corredor del Nalón, en la AS-117, a la altura de la localidad de Blimea, en San Martín del Rey Aurelio. Los heridos son un conductor de un todoterreno y un operario de las obras que se están realizando desde hace meses en ese vial.

El accidente se produjo en dos fases, según otros conductores. En primer lugar, «un camión de ganado, que circulaba en dirección a Laviana, perdió el control, previsiblemente por el reventón de su rueda derecha delantera. El suceso supuso que un todoterreno, que circulaba en dirección a Langreo, no pudiese evitar la colisión lateral con el camión. De hecho, el segundo de los vehículos acabó dando varias vueltas sobre el asfalto, arrollando al operario de las obras, quedando situado detrás del camión».

Además, otros dos vehículos, que circulaban en dirección a Laviana, perdieron el control, quedando dispersos por el corredor, pero sin llegar a colisionar. Tras atender a los dos heridos y al conductor del camión, fueron ayudados por efectivos de la Guardia Civil a abandonar el lugar del accidente.

El herido de mayor gravedad es un varón de 44 años que se encontraba trabajando en las obras, y que fue arrollado por el todo terreno implicado.

Traslado al Valle del Nalón

Su pronóstico es reservado y recibió los primeros cuidados en el mismo lugar desde donde fue trasladado por una UVI móvil al hospital Valle del Nalón.

El otro herido es el conductor del todoterreno que chocó contra el camión. Su pronóstico es leve, con un fuerte golpe en uno de sus hombros.

La circulación estuvo cortada durante algo más de dos horas, entre las 16.50 horas y las 19.15, obligando al desvío del tráfico por la antigua AS-17 entre Sotrondio y Barredos. El intenso tráfico que soporta el corredor a diario produjo que la circulación se ralentizase durante ese tiempo al circular por las localidades de Sotrondio y Blimea.

Algunos conductores que circulaban detrás de los vehículos accidentados, así como usuarios de dicha carretera, señalaron ayer a EL COMERCIO que el vial «lleva en obras más de dos meses y con una escasa señalización, lo que cada día provoca muchos sustos. Así, estuvimos semanas sin las líneas pintadas», se quejaban.