«El noroeste debe ser una referencia»

La directora general de Patrimonio Cultural, Otilia Requejo; el vicepresidente de la Cámara, Pedro López Ferrer; el alcalde de Mieres, Aníbal Vázquez; el presidente del Foro Jovellanos, Ignacio García-Arango, y el concejal de Turismo y Deporte de Gijón, Jesús Martínez Salvador, durante la ofrenda floral a Jovellanos. / J. R. NAVARRO

Ignacio García-Arango, presidente del Foro Jovellanos, reclamó la finalización de los proyectos de infraestructuras y de comunicación ya comenzados

PABLO SUÁREZ

Cuesta encontrar una figura más importante para Asturias que la de Gaspar Melchor de Jovellanos. El ilustrado resulta clave a la hora de explicar el desarrollo de la región y e impulso definitivo del que disfrutó durante los años en que el insigne gijonés ocupó destacados cargos políticos. Así lo muestran las instituciones dedicadas a su persona, las asociaciones, los homenajes y la perdurabilidad de su obra. Sin embargo, si hay una ciudad en la que la mano de Jovellanos esté más presente esa es, sin lugar a dudas, su ciudad natal. El escritor, jurista y político dejó plasmado en Gijón buena parte de su ideario y puso la primera piedra para convertir la por aquel entonces villa de pescadores en una ciudad moderna. «Jovellanos es modernización», resumió Ignacio García-Arango, presidente del Foro Jovellanos y encargado de abrir el acto que ayer, con el ferial como testigo, rindió homenaje al prócer en el día de esta institución en la Fidma.

El acto comenzó con la ofrenda floral ante el busto del ilustrado en la entrada principal del recinto. Participaron el concejal de Turismo, Deporte y Festejos del Ayuntamiento de Gijón, Jesús Martínez; la directora general de Patrimonio Cultura, Otilia Requejo; el vicepresidente de la Cámara, Pedro López Ferrer, y el alcalde de Mieres, Aníbal Vázquez.

Amistad con Sampil y Laviades

La presencia de este último se corresponde con el habitual hermanamiento que realiza el Foro Jovellanos con alguno de los concejos o municipios asturianos que guardan relación con el ilustrado. Este año pensaron en Mieres, donde también está muy presente la obra del prócer. «Fue Jovellanos el que diseñó las obras para establecer una carretera que uniese Mieres con Castilla y que, por tanto, comunicase a toda la región», explicó García-Arango, quien también hizo referencia a la gran amistad que encontró Jovellanos en el mierense José Sampil y Laviades. «En sus diarios, Jovellanos describe con entusiasmo una cena celebrada en la casa de José, en Mieres, al que se refiere como una persona muy fiel y responsable», aludió.

El discurso del presidente del Foro estuvo también enfocado al presente del municipio minero. «Es un lugar precioso, rodeado de innumerables piezas históricas y al que, tengo que decirlo, me unen lazos familiares importantes», desveló antes de hacer un pequeño recorrido por las vivencias de sus antepasados mierenses. Acto seguido, enarbolando la bandera de la reivindicación, reclamó la finalización de los proyectos e infraestructuras ya comenzados. «Tal y como planteó Jovellanos, el noroeste ibérico debe convertirse en una referencia», afirmó.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos