Cinco puntos por encima

Asturias lidera el ranking de hogares donde vive solo una persona

Asturias lidera el ranking de hogares donde vive solo una persona

El Principado cuenta con un 30% de viviendas unipersonales, frente al 25,5% de media nacional

Eduardo Paneque
EDUARDO PANEQUEGijón

A quien sorprendiera el dato de que en uno de cada cuatro hogares españoles solo vive una persona, más lo hará la cifra asturiana: además de situarse por encima de la media nacional, lidera el ranking de las comunidades autónomas. En total, el 30% de los habitantes de la región vive solo según los datos del INE recogidos en el último Focus on Spanish Society. Más que antes, sí. Y con todo, las cifras siguen por muy debajo de la tendencia europea: Noruega registra un 45,9% y otros más cercanos como Francia o Italia se situán en el 36% o 32,6%, respectivamente.

Tras Asturias, como puede verse en el gráfico, se sitúan Castilla y León (29,3%) y La Rioja (28,5%). La cara opuesta se encuentra en las ciudades autónomas, Ceuta y Melilla (19,5% y 18%, respectivamente) y la Región de Murcia (20,8%). Y así hasta alcanzar el total de 4.732.400 personas que vivían solas en España en el año 2018 según la Encuesta Continua de Hogares (ECH) publicada el pasado mes de abril.

Y claro, todo es cuestión de darle la vuelta. Si uno recorre el listado de datos y llega al radicalmente opuesto, al de mayores porcentajes de hogares con cinco o más miembros, la situación es inversamente proporcional. Aquí lideran Melilla, Ceuta y la Región de Murcia con porcentajes próximos al 20%. Por contra, Asturias es farolillo rojo con un paupérrimo 2,9%.

Aunque durante el año 2018 los hombres han liderado las subidas de hogares con hijos formados por solo el padre (+8,8%), sigue distando mucho de los formados por mujeres. En concreto: 1.538.200 con la madre frente a 340.300 con el padre. Respecto a las personas mayores, Asturias sigue la tónica de todas las comunidades autónomas. Esto es, la mayoría de los hogares unipersonales están habitados por una persona menor de 65 años. Tan solo Castilla y León vive una realidad diferente.