Perros atados en la playa canina

La playa de Sabugo, en Valdés, es la única del concejo con autorización para perros todo el año. /  D. S. F.
La playa de Sabugo, en Valdés, es la única del concejo con autorización para perros todo el año. / D. S. F.

La Protectora de Animales sin Hogar de Valdés critica que las mascotas no estén sueltas en un espacio que podrán usar todo el año Valdés publica un bando municipal que habilita el arenal de Sabugo para los animales

DAVID SUÁREZ FUENTE SABUGO (VALDÉS).

El Ayuntamiento de Valdés ha autorizado la presencia de perros durante todo el año en la playa de Sabugo. Se habilita como arenal para mascotas pero cuenta con nueve restricciones que deja escritas en una ordenanza. Entre ellas, obliga a los perros a ir atados en todo momento, una norma que no ha sentado nada bien a la Protectora de Animales sin Hogar de Valdés, cuya presidenta Andrea Nogueira, se ha mostrado muy crítica con esta prohibición. «No me parece lógico que los perros tengan que estar atados en todo momento en la playa», dice la presidenta, quien pregunta «¿qué disfrute van a tener si no pueden correr ni bañarse solos?».

Estas críticas no fueron bien recibidas por el alcalde, Simón Guardado, quien justificó la medida afirmando que «tenemos que cumplir las normas genéricas», al tiempo que replicó que la medida de habilitar este arenal ha sido consensuada con los vecinos y la protectora.

Otra de las restricciones es que los perros con enfermedades infecciosas o con antecedentes de agresividad no podrán acudir a esta playa, donde tampoco se consiente el adiestramiento canino. Los animales deberán estar identificados con microchip y no podrán molestar al resto de usuarios del arenal, siendo responsables del mismo las personas que le acompañen, quienes están obligados a limpiar los excrementos de su mascota.

Nogueira echó en falta que en el bando publicado por el alcalde no se den a conocer las multas «que se impondrán al propietario del perro que no recoja sus excrementos», dijo, lamentando la falta de respeto de muchos propietarios. Nogueira propone ahora que se coloquen carteles informativos con las cuantías de la sanción que, a su juicio, serán coercitivas.

El arenal, «cuyos accesos parecen una selva», según describió la responsable de la protectora no serán de uso exclusivo de perros, sino que será compartida con los bañistas. El alcalde no descartó habilitar nuevos arenales para perros en el futuro, tal y como había propuesto la protectora de animales, que además del arenal de Sabugo, solicitó también la playa de Campiechos, en Cadavedo. «Vamos a ver cómo funciona ésta para seguir avanzando», explicó Guardado.

«Agua excelente»

El alcalde recordó así la prohibición que existe en el concejo de pasear perros en las playas de Luarca, «tanto en el arenal como en el paseo y en las zonas verdes». El regidor recordó que esta prohibición, que fue siempre muy criticada, está contemplada en la ordenanza de Calidad Ambiental y que «es una respuesta razonable para el ciudadano que está en la playa». Una prohibición que, como cada verano, ha generado numerosas críticas entre los dueños de las mascotas.

Por otro lado, Guardado lamentó que unos vándalos hayan arrancado los documentos con los resultados de los análisis del agua que estaban ubicados en un panel en la playa Primera y cuyos resultados dan una calidad del agua «excelente», a pesar de que la pasada semana una asociación ecologista le haya otorgado la bandera negra. En la jornada de hoy, tanto IU como la Asociación Más Luarca Valdés informarán de la calidad de las aguas de las playas de Luarca.