Fallece Aurelio Quirós, el alcalde que gobernó 25 años en Noreña

Aurelio Quirós, con la bandera de Noreña. /
Aurelio Quirós, con la bandera de Noreña.

Entró en política «por casualidad» con la UCD y ganó seis elecciones consecutivas con el CDS, Centristas Asturianos, Uras y UNI, hasta su retirada en 2005

JOSÉ CEZÓNPola de Siero

Noreña perdió ayer a uno de sus hijos más ilustres: el exalcalde Aurelio Quirós Argüelles, quien gobernó el municipio durante veinticinco años consecutivos (1980-2005) y que falleció en el Hospital Central de Asturias a los 86 años de edad. La capilla ardiente está instalada en la sala 4 del tanatorio de Siero y el funeral será hoy, a las 17 horas, en la iglesia de Santa María de Noreña para después recibir cristiana sepultura en el cementerio parroquial de San Juan Bautista de Celles. El Ayuntamiento de Noreña ha decretado tres días de luto oficial.

Aurelio Quirós nació en 1928 en el núcleo rural de La Felguera de Celles (Noreña) en el seno de una familia muy humilde. Era el séptimo de ocho hermanos y con 11 años comenzó a servir en las casas del entorno atendiendo el ganado y otros quehaceres del campo. Después trabajó como aprendiz de albañilería y entró tres años en la mina del Cabritu como ayudante de entibador para evitar el servicio militar, que entonces era de dos años, y poder mantener a su padre y a su hermana pequeña. A los 22 años fundó su propia empresa de obra pública, Contratas Aurelio Quirós, de la que estuvo al frente hasta su jubilación.

Quirós siempre decía que había sido alcalde «por casualidad» y no le faltaba razón. Comenzó su andadura como alcalde de barrio y poco después le propusieron ser concejal con el alcalde de entonces Alejandro Ortea, quien más tarde dimitió y fue sustituido por Rafael Junquera. En las primeras elecciones democráticas de 1979, Quirós ocupaba el tercer puesto de la candidatura de la Unión de Centro Democrático (UCD), de Adolfo Suárez, pero la posterior dimisión de sus dos predecesores en la lista -Rafael Junquera y Tino Fombona- le aupó a la Alcaldía en febrero de 1980.

Desde entonces gobernó el concejo de forma ininterrumpida hasta marzo de 2005, cuando dejó el cargo a mitad del mandato en manos de César Movilla. «La política es como una moza a la que no puedes dejar de cortejar», solía decir con su sempiterna sonrisa. Quirós ganó seis elecciones seguidas en Noreña: las de 1983, 1987 y 1991 con el Centro Democrático y Social (CDS); las de 1995 con Centristas Asturianos; las de 1999 con la Unión Renovadora Asturiana (URAS) y en 2003 con la Unión Noreñense Independiente (UNI), tras declinar volver a presentarse bajo las siglas del partido fundado por el expresidente del Principado, Sergio Marqués.

Sin cobrar sueldo

Durante el mandato de Quirós se llevaron a cabo numerosas obras importantes en la villa condal, como el asfaltado y el alumbrado, los depósitos de agua o el Centro de Salud, de la que se sentía más orgulloso. Gobernó Noreña con honradez y austeridad y siempre se negó a cobrar sueldo como alcalde. Era una persona campechana, con la sabiduría de un hombre forjado a sí mismo y con un fino sentido del humor.

Un año después de su marcha, la Corporación de Noreña decidió concederle una calle. Y en diciembre del año pasado recibió un homenaje en el Hogar del Jubilado.

La alcaldesa de Noreña, Amparo Antuña, le recordaba ayer como «una persona muy entrañable, que hizo mucho por el pueblo y le estaremos siempre agradecidos. Se sabía todos los entresijos de la villa y conocía vecino a vecino, porque se paraba a hablar con todos». Su sucesor, César Movilla, reconocía ayer que le habían «dejado huella» los diez años a su lado. «Fue un buen alcalde, una gran persona y un buen amigo; de él aprendí la tranquilidad, el sosiego y la objetividad al tratar los temas. Se va una parte importante del último medio siglo del concejo».

La bandera del Ayuntamiento ondeará a media asta con crespón negro. Y antes del Pleno de esta tarde, se guardará un minuto de silencio en su recuerdo. La sesión no se ha podido suspender debido a que se trata del pleno organizativo y ya se han agotado los plazos legales.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos